El Poio se refuerza con dos jugadoras del Jimbee Roldán

Mirian Ruiz y Clara Rodríguez se incorporan a las filas rojillas la próxima temporada


El Poio Pescamar ha echado el lazo al Jimbee Roldán para traerse a dos de sus jugadoras para la próxima temporada. Clara Rodríguez y Mirian Ruiz cambiarán el negro por el rojillo. Después de seis años en las filas del conjunto murciano, Ruiz Diago reconoce que necesitaba un cambio para seguir creciendo dentro del fútbol sala femenino. «No necesite mucho para convencerme de que el Poio era la mejor opción, es de los pocos equipos profesionales y tienen un proyecto que me ha gustado», comenta la ala del Jimbee Roldán, que lo único que le echa para atrás de esta nueva etapa es la distancia con su familia. A mil kilómetros de casa le cuesta saber cómo afrontará estar lejos de los suyos. Sin embargo, Mirian reconoce que el hecho de que la acompañe Clara Rodríguez hará más fácil el desembarco en Poio.

Las dos jugadoras del Jimbee Roldán formarán parte del nuevo proyecto diseñado por Juanjo García, que pretende rejuvenecer el equipo para poder llegar a cotas más altas.

Este año, las rojillas alcanzaron la sexta posición, lo que le permitió jugar la Copa de la Reina, objetivo principal del Poio. Ahora buscan seguir subiendo en la clasificación. «El Poio siempre se fija unas expectativas muy altas y luego no las alcanza, me gusta que sea un equipo ambicioso, siempre que te enfrentabas a ellas, sabías que era una plantilla dura», comenta Mirian Ruiz. Esta nueva incorporación sabe lo que es ganar el Campeonato de Europa y haberse colgado el título liguero hace dos temporadas. Tanto ella como Clara Rodríguez reforzarán al equipo, que como dice Ruiz Diago, «está preparado para poder quedar al menos, en quinta posición».

Ceci busca futuro en Italia

Mirian y Clara son las últimas en llegar a las filas rojillas después del fichaje de la portera Caridad García y la ourensana Antía Feijoo. A estas cuatro caras nuevas se suman las renovaciones de Iria Saeta, Dani Sousa, Antía Pérez, Carol Agulla y Silvia Aguete. Ale de Paz y Jenny Lores ponen rumbo al Burela, mientras Ceci busca futuro en Italia. La jugadora cierra su segunda etapa en el Poio Pescamar y vuelve otra vez a buscar fortuna en el país transalpino. Todavía no ha cerrado ningún fichaje, pero trabaja en la búsqueda de un equipo que se adapte a sus condiciones. Ceci jugó en el Lazio en la temporada 2014-15 para regresar de nuevo a Burela y de ahí al Poio Pescamar, la que es su casa deportiva.

El club conservero prevé incorporar en los próximos días al menos a dos jugadoras más que completen una plantilla enormemente rejuvenecida.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El Poio se refuerza con dos jugadoras del Jimbee Roldán