Poio anuncia una actuación en el acceso a la Comandancia desde el puente de A Barca

El Concello presentará un diseño a la Xunta para que autorice, como titular de la vía, esta intervención


Poio / La Voz

Tras hacerse público el hartazgo ciudadano por el estado de los accesos a la Comandancia de Pontevedra, el alcalde de Poio, el nacionalista Luciano Sobral, anunció ayer que se intervendrá en el tramo que comunica el acuartelamiento con el puente de A Barca. El otro acceso, desde el puente de As Correntes, está enmarcado en el proyecto integral de remodelación del nudo de Bombeiros que, en principio, se licitará a lo largo de este 2016.

De este modo, el regidor municipal señaló que remitirá a la Xunta de Galicia un diseño de la intervención en donde se sitúa la entrada al párking del centro comercial. Entre las deficiencias de este punto, residentes de la Comandancia y viandantes aludieron a la inexistencia de pasos de peatones, la falta de accesibilidad, la carencia de aceras en la isleta y la existencia de una serie de elementos metálicos -unos tornillos de gran tamaño en el suelo- que pueden suponer un riesgo para la integridad física de las personas.

Luciano Sobral asumió estas críticas y aseguró que solventarán estos problemas con medios propios del Concello, pese a que dejó claro que la carretera es de titularidad autonómica. Esto explica que desde el gobierno local se vaya a solicitar autorización a la Xunta para acometer los trabajos que sean necesarios.

En principio, el regidor municipal considera que se trata de una intervención sencilla, si bien tiene que llevarse a cabo todo el procedimiento administrativo correspondiente, una circunstancia que podría demorar las obras en el tiempo. En cualquier caso, insistió en que su intención es acometer una actuación integral con la habilitación de un paso de peatones, que no necesariamente tiene que ir donde se sitúa la isleta, y la eliminación de barreras arquitectónicas en las aceras existentes.

Por su parte, el portavoz del PP en Poio, Ángel Moldes, se sumó a las demandas de los afectados, al tiempo que solicitó «públicamente coordinación y agilidad a las Administraciones para dar respuesta» a las quejas.

Estas críticas se centran en que la ausencia de un paso de peatones incrementa el riesgo de atropello, mientras que la ausencia de accesibilidad provoca que, en ocasiones, se tenga que transitar prácticamente por el asfalto. A este respecto, recordaron que en la Comandancia residen más de medio centenar de familias, muchas de ellas con niños en edad escolar, y es habitual que realicen desplazamientos a pie, ya sea para dirigirse a la parada de autobús, desplazarse al instituto o acudir a la Casa Rosada. De igual modo, incidieron en que, diariamente, decenas de personas acuden a la Comandancia para toda clase de trámites, desde para interponer una denuncia hasta para realizar cualquier gestión relativa a los permisos de armas. Y muchos, lo hacen caminando.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Poio anuncia una actuación en el acceso a la Comandancia desde el puente de A Barca