Sobral busca un frente vecinal común ante la inacción de Portos en Covelo

El alcalde criticó que lo único que ha hecho la Xunta fue colocar una caseta de obra


Poio / La Voz

A principios del pasado otoño, Portos de Galicia ubicó una caseta de obra en el entorno del muelle de Covelo, en la parroquia de Samieira (Poio). Todo daba a entender que la comprometida reforma del puente era cuestión de días. Sin embargo, los meses fueron transcurriendo inexorablemente y el 2015 dio paso al 2016 y de la pretendida construcción lo único visible es la caseta de obra.

Ayer, el alcalde Luciano Sobral (BNG) expresó su malestar por esta situación que se dilata en el tiempo y convocó para este lunes a la comisión de seguimiento de los puertos de Raxó y Covelo. Su intención, tratar de aglutinar un frente vecinal común ante la inacción de la Administración autonómica. «Son retrasos xa inxustificados», manifestó el regidor municipal, quien no descarta volver a solicitar una entrevista con el presidente del ente autonómico, José Juan Durán, para insistirle en el compromiso que adquirió en su momento.

De hecho, hace poco más de un año, desde Portos de Galicia aseguraron que ya se habían iniciado los tramites para comenzar los trabajos. Asimismo, precisaron que supondrían «un investimento de arredor de 300.000 euros que procede dunha partida de fondos europeos Feder», mientras que el plazo de ejecución estimado sería de unos cuatro meses.

«Cando xa parecía que a ponte de Covelo ía estar resolta en decembro, o único que fixeron foi plantar a caseta de obra», lamentó Luciano Sobral. «Dende entón non se moveu un palillo».

Se mostró muy crítico, asimismo, por la nula información que han recibido, ya que, por el momento, desconocen los motivos que pueden estar detrás de esta demora. Reconoció, eso sí, que, en un primer momento, se pusieron reparos por la necesidad de contar con un mejor acceso a la zona donde se van a acometer los trabajos: «Sabendo como é Covelo, o acceso é o que hai».

Posteriormente, Portos comunicó que era necesario modificar el proyecto original. Se trata, en cualquier caso, de una serie de circunstancias que, en opinión del regidor, ni justifican, ni explican los meses transcurridos.

Sobral aludió «a que se escoitaron certos rumores». En este marco, sitúo el hecho de que les hubieran llegado informaciones referidas a la existencia de una línea de Gas Natural Fenosa «que vai grapada a un lateral da ponte» o aquellas otras que apuntaban en la dirección de que Augas de Galicia había rechazado el diseño inicial de la infraestructura.

El alcalde de Poio explicó, con respecto a esta última cuestión, que la intención es que la estructura del puente disponga de dos apoyos laterales y tres tabiques centrales. Fente a este diseño, Augas de Galicia solo autorizaría «algo totalmente aberto, con máis luz, ao río» que desemboca por Covelo. Sobral reconoció que esta última «é unha mellor solución».

En todo caso, insistió en que todas estas circunstancias son fácilmente solventables y no explican los meses de retraso que ya acumula la reforma de la estructura. Para Sobral, se está incumpliendo el acuerdo que el Concello de Poio había alcanzado con Portos de Galicia. Señaló que, en su día, desde la corporación asumieron que era inasumible llevar a cabo la remodelación simultánea de las instalaciones portuarias de Raxó y Covelo, unos trabajos que fácilmente conllevarían una inversión superior a los cuatro millones de euros. Por su parte, la Administración autonómica se comprometía a ir ejecutando las distintas obras por fases, de tal modo que ya se levantó una pasarela en la bajada al puerto de Raxó. «A de Covelo é unha prioridade porque aquelo cada vez esta peor», concluyó.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Sobral busca un frente vecinal común ante la inacción de Portos en Covelo