Marín reabre los primeros parques infantiles de Pontevedra y su entorno

El Concello apela al «sentidiño» de los usuarios


Marín / La Voz

Los niños ya pueden volver a los toboganes, columpios, castillos y otros juegos después de que se reabriesen los parques infantiles del centro urbano de Marín este viernes por la tarde. Marín es el primer Concello en el ámbito de Pontevedra y su entorno donde se tomó la decisión de reactivar las áreas recreativas para los más pequeños, que se cerraron en marzo con motivo de la declaración del estado de alarma ante la pandemia del coronavirus. Previamente a esta reapertura, la brigada de limpieza del Ayuntamiento ha realizado la desinfección de todos estos recintos y sus juegos. El Concello también ha colocado unos carteles informativos con iconografía «clara e sinxela» para que los usuarios sepan en todo momento las medidas de higiene y seguridad recomendadas. 

El ejecutivo marinense apela, tal y como ha pedido también a vecinos y visitantes a los demás espacios públicos, «á responsabilidade individual e ao comportamento cívico para gozar de novo dos espazos para os cativos». Se recuerda que los niños pueden jugar en los parques, pero «con sentidiño» y «sen relaxar as medidas de prevención de contaxios».

Asadores de Castiñeiras

El Concello de Marín abrió hace dos semanas las canchas deportivas municipales al aire libre, y también permitió la utilización de los dos asadores del lago de Castiñeiras. En este último caso, además, se trata de los pocos asadores homologados por la Xunta, lo que permite que se puedan utilizar también en la época estival cuando está prohibido encender fuego en el rural. En Castiñeiras, el modelo de asadores fue supervisado por la Xunta de Galicia, que dio su visto bueno a la estructura propuesta por Marín hace ya dos veranos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Marín reabre los primeros parques infantiles de Pontevedra y su entorno