¿El pulpo? A comerlo en casa, no en la feria

Alfredo López Penide
López Penide CAMPO LAMEIRO / LA VOZ

CAMPO LAMEIRO

Álvaro Vaquero

Campo Lameiro retoma el tradicional mercado con productos de la huerta con un protocolo sanitario

20 may 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

La crisis del coronavirus obligó a suspender las tradicionales ferias que se desarrollaban en muchas localidades pontevedresas, una actividad que, poco a poco, concellos como el de Campo Lameiro van recuperando. Así, este miércoles, está previsto que se vuelva a celebrar en este municipio el mercadillo, en el que, eso sí, «so estarán á venda produtos da horta» y se desarrollará bajo una serie de medidas sanitarias para contribuir a frenar la expansión del covid-19.

De este modo, tras apelar a la prudencia, desde el gobierno local destacan que ya se realizaron «labores de desinfección e limpeza do lugar que habitualmente ocupan os postos da feira co fin de ter ao día calquera medida de prevención sanitaria». Además, durante su celebración, «se extremarán todas as medidas de distanciamento social, profilácticas e de autoprotección».

Y como no podía ser en un mercadillo que se precie, el pulpo a feira estará presente en Campo Lameiro de la mano de A Fuchela, de Carballiño. Es aquí donde se ha introducido una novedad que puede pillar desprevenido a más de uno. Y es que, si bien se podrá despachar el cefalópodo, lo cierto es que los compradores lo tendrán que degustar en sus domicilios, toda vez que está prohibido, en este fase de la desescalada, hacerlo en el entorno de la feria.