Kaldarte celebra 20 años de actividad artística en la calle

Esta propuesta de Cultura Quente vuelve a sorprender en Caldas, en especial con varios murales


pontevedra / la voz

El paseo matinal del viernes por las intervenciones artísticas de Kaldarte 2017 no fue uno más. Esta cita del Festival Cultura Quente de Caldas de Reis cumple dos décadas de promoción y puesta en valor del arte efímero contemporáneo en espacios públicos de la localidad. El comisario de Kaldarte, Juan José Fuentes, lo tuvo en cuenta en sus primeras palabras. «Hemos cumplido veinte años. ¡Quién nos lo iba a decir!», dijo este profesor de la Escuela de Arte de Cantabria. Quiso agradecer la dedicación de los 255 artistas que han participado en el proyecto desde 1998. Aludió a su «voluntarismo», y es que los participantes en Kaldarte no reciben ninguna remuneración económica de la organización, más allá de los gastos de la estancia y de los materiales de las obras. Además de a los artistas, el comisario también dio las gracias a los departamentos municipales de Obras y Cultura y a la Policía Local, y a investigadores de la Universidade de Vigo.

El cumpleaños de Kaldarte se recoge en un folleto que permite recordar intervenciones pasadas. Algunas dieron mucho que hablar, como aquella del 2008 que invitaba a beber de la fuente-busto del dictador Francisco Franco. El BNG llegó a pedir su retirada al entender que atentaba contra la dignidad de los vecinos. Suscitar polémica era lo que buscaba su autor, el madrileño Fernando Sánchez Castillo.

Vecinos y turistas pueden ver y sacar sus lecturas de las once propuestas de Kaldarte 2017, que han ido cobrando forma durante esta semana. El homenaje de la artista colombiana Gleo (Natalia Gallego) en el muro del asilo sigue despertando admiración. Con sus pinceles plasmó a un Francisco José de Caldas, el Sabio Caldas, del que sale la tierra colombiana con forma indígena.

Juan Carlos Román unió a tres romanes en su obra. Lo hizo con su autoría, la ubicación en el paseo de Román López y el retrato de un vecino de Caldas llamado Román que cedió su rostro. En las Palmeras, lucen los resultados del taller creativo infantil de Amaya González y José Manuel Vidal. David Creus trabajó sobre espacios degradados y sin acabar en la calle San Roque. Busca sorprender con su Escenario.

En el río Bermaña están las ovejas de Sara Domínguez. Son 50 ovejas blancas y una negra. Su mensaje, ver cómo funciona una oveja negra dentro de un grupo social determinado. Débora Barreiro sembró Caldas con sus Tribus difusas. Son decenas de imágenes de jóvenes de distintas tribus urbanas que miran desafiantes a quien les mira.

Este año hay varios murales, además del de Gleo. Pelucas, un habitual de Kaldarte, plasmó el suyo en la calle Porto do Río. Flanbloyán gusano es su particular forma de luchar contra el feísmo. A escasos metros está De indios y vaqueros, de Sebastián Camacho y Sr. Mu: un choque de armas de gran tamaño y color. Al final de Porto do Río está Peri. Al artista se le pilla trabajando en El desengaño, en blanco y negro. Su mensaje invita a la reflexión: qué le estamos haciendo al planeta. La ilustradora Elena Ibáñez plasma sobre tinta china y bolígrafo a la poderosa diosa Economía. Y cierra las propuestas Javier Tudela y su Excavación futura en A Tafona.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Kaldarte celebra 20 años de actividad artística en la calle