Un chapuzón reivindicativo en Bueu en un frío día de Reyes

Un grupo de vecinos nadó hasta una boya para reclamar la regeneración de la playa

;
Baño por la regeneracion de la playa de Pescadoira en Bueu Baño por la regeneracion de la playa de Pescadoira en Bueu

Con buen humor y más valentía un buen grupo de vecinos de Bueu se lanzó este mediodía a la ría para reivindicar la segunda fase de la regeneración de la playa de Pescadoira. La mañana estaba fría y al sol se le intuía más que vérsele en un día de Reyes marcado por las bajas temperaturas. Aún así los vecinos que defienden la recuperación de la playa urbana de Pescadoira en Bueu no faltaron a su cita anual. Unos con neopreno y otros, más atrevidos, con bañador, se dieron cita en el entorno del muelle de Atilio, en el frente marítimo de Bueu a las doce del mediodía. Sobre una mesa dejaron los refrigerios que tomaron al acabar para entrar en calor y es que si algo llamaba la atención de los viandantes era el grupo tan variado de personas dispuesto a darse un chapuzón con el lema Móllate por Pescadoira. Después de la foto de rigor con el lema Rexeneración Xa, estos vecinos bajaron las escaleras de Atilio y entraron en el agua. Hubo quien solo mojó los pies y quienes apenas aguantaron un poco en el mar, pero la mayoría cumplió con el guión marcado de nadar en las gélidas aguas de este enero pontevedrés hasta una boya frente al muelle. Ya puestos, le cogieron gusto a la cosa y aún repitieron varias veces sus incursiones en el mar.

La original protesta de estos vecinos, impulsada por el colectivo Anduxía, surge de su reclamación de que se acometa la segunda fase de la regeneración de la playa de Pescadoira, una actuación muchas veces prometida pero que no se plasma en hechos. Los problemas de Pescadoira comenzaron con la ampliación del espigón del puerto de Bueu que alteró las corrientes de la zona y provocó la desaparición de la arena por el arrastre de las olas, que la depositaron en el otro extremo de la playa. Hace unos diez años se hizo una primera actuación que permitió recuperar parte de la arena perdida al trasladarla con excavadora a su lugar original y la colocación de una empalizada en el mar a la mitad de la longitud de Pescadoira para evitar que la playa volviese a bascular. Esta empalizada ya no existe y los vecinos exigen que se haga un dique semisubterraneo para poder frenar el movimiento de la arena. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Tags
Comentarios

Un chapuzón reivindicativo en Bueu en un frío día de Reyes