El Cisne visita al Alicante tras conocer el fichaje de Virulegio por el Valladolid

La Voz PONTEVEDRA / LA VOZ

PONTEVEDRA

Ramón Leiro

Los jugadores acudieron a los Xardíns que Falan para pedir el ascenso

14 may 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

El Cisne quiere certificar cuanto antes su ascenso a Asobal. Esta tarde (19.30 horas) tiene por delante una de las salidas más complicadas de la recta final de la temporada. Visita al Alicante, uno de los equipos diseñados para pelear por esa ansiada plaza en Asobal. «Se pusieron como objetivo estar en los puestos de ascenso e hicieron la inversión. No están, pero tienen opciones para hacerlo, es su objetivo y van a apretar hasta el final para conseguirlo», señaló el segundo entrenador, Marcos Otero, antes de salir hacia Alicante. El rival que tienen enfrente no sabe lo que es perder en casa en esta segunda fase de la competición, así que los blancos saben perfectamente qué escenario habrá en un partido crucial para ambos. «No podemos pensar que por ganar aquí lo vamos a tener más fácil, es un rival que quiere apuntar las opciones de meterse en Asobal. Tenemos que parar su primera línea y estar centrados en ataque para poder sumar dos puntos vitales en ataque», advierte Otero.

El equipo viaja a Alicante después de conocer que Dani Virulegio se incorporará el próximo año al Valladolid, lo que le asegura ya que competirá en Asobal. El jugador redondelano tiene prácticamente cerrada su incorporación al equipo vallisoletano, según explicó ayer el presidente del Cisne, Santi Picallo.

La marcha del pivote se une también a la de Álvaro Preciado, que ya confirmó hace meses que tenía un compromiso cerrado con el BM Logroño La Rioja para la próxima temporada. Con la salida de estos dos jugadores, el club pierde a dos de sus pilares para una temporada que esperan sea en Asobal.