Malestar en Ponte Sampaio al quedarse su consultorio médico sin administrativo

Cristina Barral Diéguez
Cristina Barral PONTEVEDRA LA VOZ

PONTEVEDRA

Imagen de archivo de las protestas vecinales del verano pasado para reclamar el restablecimiento del servicio sanitario en Ponte Sampaio
Imagen de archivo de las protestas vecinales del verano pasado para reclamar el restablecimiento del servicio sanitario en Ponte Sampaio ADRIÁN BAÚLDE

Los vecinos denuncian que las funciones las tienen que asumir la médica y la enfermera, ya sobrecargadas de trabajo

25 mar 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

El conflicto sanitario en Ponte Sampaio, que estalló en plena pandemia cuando el Sergas cerró el consultorio de esta parroquia de Pontevedra, puede volver a abrirse. La situación, que se había calmado con la reapertura del centro después de unas obras para contar con una zona covid, se tensa de nuevo. Según explicaron ayer desde la plataforma vecinal de Ponte Sampaio-A Canicouva, el consultorio se quedó sin el administrativo que había, teniendo que asumir sus funciones la enfermera y la médica.

«Me enteré de casualidad el lunes porque tenía cita con la enfermera y fui al consultorio. Allí me dijeron que el PSX (personal de servicios generales) se había ido a otro destino. Ni la enfermera ni la médica tenían conocimiento de nada», explicó Sofía Pérez. Al parecer, el malestar de estas dos profesionales es grande porque debido a la pandemia se han multiplicado sus funciones.

Varios carteles

Hay varios carteles dentro del consultorio y fuera del edificio que alertan de la situación con frases como «Teléfono sonando, ¿quién coge?» o «En este centro no se dan citas ni se atienden llamadas telefónicas». Tras un año de pandemia, los profesionales sanitarios están al límite y remiten a la secretaria del gerente del área sanitaria para las explicaciones que no tienen.

Los vecinos, que tienen previsto reunirse para acordar una postura conjunta y que no descartan retomar las movilizaciones en la calle, son conscientes de que históricamente el consultorio de Ponte Sampaio no contaba con administrativo. Sin embargo, el Sergas incorporó uno debido a las necesidades que hay en una población cercana al millar de personas. «Nunca hubo administrativo, pero con el covid lo pusieron y, que sepamos, seguimos en pandemia. Vinieron personas a hacerse la prueba covid y ya no hay quien limpie la habitación de ese circuito. Queremos expresar nuestro apoyo a la médica y la enfermera y pedir un administrativo al Sergas, al menos mientras dure la pandemia. Después ya se verá qué pasa», recalcó Sofía Pérez.