Garantizando la seguridad del transporte escolar


Poio / La voz

La Policía Local de Poio es uno de los cuerpos municipales de la comarca que se ha sumado a la nueva campaña de la DGT de vigilancia y control del transporte escolar. El objetivo, verificar que tanto autobuses como conductores cumplen con la normativa establecida, que incluye, entre otras obligaciones, la necesidad de que los menores vayan acompañados por una persona debidamente cualificada.

Desde la Delegación del Gobierno destacaron que esta campaña es de «una especial trascendencia en Galicia debido a la gran extensión de rutas de transporte escolar existentes», lo que explica que se vayan a intensificar los controles como este lunes ocurrió en las inmediaciones del colegio Isidora Riestra y del IES Fontenla por la Policía Local de Poio.

Las inspecciones llevadas a cabo son de carácter administrativo, pero también de seguridad viaria. De este modo, y en el caso de las primeras, se comprobaron las autorizaciones y documentos de estos vehículos para la correcta prestación del servicio, además de que se verificó que tuvieran la ITV al día o que disponían de los seguros, pero también cotejaron los permisos de conducción y los tiempos de descanso de los chóferes.

Elementos de seguridad

Paralelamente, los agentes municipales, al igual que sus homólogos de la Guardia Civil de Tráfico, se detuvieron a revisar las condiciones técnicas y elementos de seguridad de los autobuses, caso de cinturones, neumáticos y otros elementos de seguridad, así como la antigüedad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Garantizando la seguridad del transporte escolar