Pontevedra aplicará en el 2021 la misma carga fiscal que en el 2014

El gobierno local congela tasas e impuestos por séptimo año consecutivo


Pontevedra / La voz

Pontevedra mantendrá en el 2021 los precios públicos con la misma carga fiscal que viene aplicando desde el 2014. El concejal de Facenda, Raimundo González Carballo (BNG), anunció este miércoles la decisión de congelar por séptimo año consecutivo los cinco impuestos municipales (IBI, obras, vehículos, plusvalía e IAE) y las veinte ordenanzas fiscales que dependen directamente del Concello. En realidad, el anuncio viene a refrendar lo que casi era un secreto a voces, pues con la que esta cayendo a causa del covid no tendría mucho sentido subir las tasas e impuestos para el próximo año cuando se han congelado en los seis ejercicios anteriores.

Esa congelación supone que ni siquiera se actualizarán las tasas e impuestos en función del IPC anual. Como quiera que las empresas concesionarias (el agua, la basura o la grúa) sí lo aplican en la factura que pasan al Concello, esa diferencia a mayores la asumirán las arcas municipales sin repercutírselas directamente a los vecinos.

En caso de aplicarse el IPC, en este momento (septiembre del 2020 con respecto a septiembre del 2014), habría que rebajar los precios públicos un 0,4 % (aunque la cifra que se tiene en cuenta en el presupuesto es la que se fije a finales de año). Pero si se tienen en cuenta los siete años de congelación de tasas e impuestos, cuando ha habido tanto ejercicios con IPC positivo como negativo, la presión fiscal tendría que haberse incrementado en alrededor de un 3,1 % con respecto al 2014.

Los ingresos que genera las tasas e impuestos suponen una pata más que fundamental del presupuesto municipal. En el documento aprobado para el 2020 se preveía unos ingresos de 27,9 millones por la recaudación de impuestos y 20 millones de las tasas. Es decir, más de la mitad de los ingresos previstos por el Concello en un presupuesto de 79,3 millones.

En cualquier caso, a pesar de los seis años de congelación de los precios públicos, el Concello ha registrado siempre un incremento de los ingresos fiscales. La razón no es otra que el trabajo que se lleva a cabo en los padrones municipales -tanto por revisión como por nuevas altas- como en la persecución del fraude fiscal. Para el 2021 está previsto revisar de nuevo la tasa del 1,5 % que abonan las empresas de gas, electricidad y telefonía por el uso de espacio público. La última vez que se revisó fue hace cinco años.

La decisión de congelar la presión fiscal es el primer paso de cara a la elaboración de las cuentas municipales para el próximo ejercicio. A este respecto, González Carballo volvió a lamentar que todavía no haya previsión sobre los ingresos del Estado para el 2021, que para este año se situó en torno a 20 millones de euros, y tampoco haya noticias de Madrid sobre el salario de los empleados públicos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Pontevedra aplicará en el 2021 la misma carga fiscal que en el 2014