El TSXG ratifica la condena por el que fue mayor alijo de heroína en 18 años

Solo un cómplice vio reducida de cuatro años y medio a tres años su condena


Pontevedra / La voz

Cuando los agentes de la Udyco de la Policía Nacional, en colaboración con Vigilancia Aduanera, interceptaron una descarga de heroína en una nave ubicada en la zona industrial de As Veigas de Almorzar, en el municipio de Caldas, intervinieron lo que, a la postre, fue el mayor alijo de los últimos dieciocho años.

El TSXG acaba de confirmar la práctica totalidad de las penas impuestas hace escasos meses por la Audiencia de Pontevedra, de tal modo que mantiene los nueve años y medio que le cayeron al narcoabogado Manuel E. M. A. por tráfico de drogas y pertenencia a grupo criminal. Otro tanto ocurre con uno de sus principales socios, el arousano Juan Jesús V. P., mientras que Ivan M.M.P., fue condenado a seis años y seis meses.

En total, fueron una docena los condenados, si bien la mayoría fueron absueltos de la acusación de pertenencia a grupo criminal. De hecho, solo uno de las personas que se sentó en el banquillo y que fue condenado en calidad de cómplice ha visto como el TSXG rebajaba su pena de los cuatro años y medio impuestos por la Audiencia Provincial a los tres años de cárcel.

Todas estas penas, a mayores, llevan aparejadas importantes sanciones económicas, de tal modo que el montante global que se le ha impuesto a los encausados ronda los 85 millones de euros.

De este modo, los magistrados coruñeses ratifican las conclusiones alcanzadas por sus homólogos de la Audiencia en cuanto a que los principales encausados constituyeron un grupo que, entre marzo del 2016 y agosto del año siguiente, se concertó para transportar sustancias estupefacientes hasta Pontevedra y su posterior distribución. Tanto Manuel E. M. A. como Juan Jesús V. P. «realizaban las funciones de coordinación y dirección», si bien el primero ocupaba «una posición superior en cuanto tenía la capacidad de decisión respecto de la forma de llevar a cabo las negociaciones».

Las reuniones se celebraban en el despacho del letrado, quien empleaban medios telemáticos para comunicarse con los proveedores. De igual modo, participaba en encuentros personales con alguno de los miembros de la organización colombiana, «en relación con un transporte de cocaína que se enviaría desde Colombia y para lo cual habrían adelantado a la organización colombiana una suma superior a los 150.000 euros».

Paralelamente, abrieron una segunda negociación para introducir en la provincia un cargamento de heroína. Todo parece indicar que la negociación con los colombiano no fraguó, por lo que siguieron adelante con la que tendrían que traer a Pontevedra una importante partida de heroína, un envío en el que los principales acusados contaron con una serie de colaboradores y cómplices de Arousa y Bulgaria.

Las detenciones

De este modo, a mediados de agosto del 2017, alquilaron una nave industrial en Caldas. La Policía Nacional practicó algunos de estos arrestos en este almacén, mientras que otros se sucedieron a la entrada de esta localidad pontevedresa cuando los sospechosos se dirigían en coche en dirección a la nave. Así, se practicaron detenciones en Sanxenxo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El TSXG ratifica la condena por el que fue mayor alijo de heroína en 18 años