«Aplazar los Juegos me da un año más para intentar ser el mejor»

El tirador olímpico Juan Saavedra refuerza su preparación para Tokio 2020


pontevedra / la voz

Juan Saavedra fue de los primeros deportistas que en el 2018 aseguró su billete para Tokio 2020. Desde hace dos años trabajaba con el único objetivo de llegar a sus quintos Juegos Olímpicos, pero el estado de alarma ha dado un vuelco a sus planteamientos. «Lo importante es tener una planificación, te joroba desde el punto de vista de que es lo que quieres, que se aplacen unos Juegos te rompe desde el punto de vista psicológico, pero deportivamente, no», explica Juan Saavedra, que intenta mantener el mismo ritmo de entrenamientos.

Es domingo y está en el campo de Cernadiñas Novas. También estuvo el sábado en horario de mañana y tarde, pero el domingo por la tarde está cerrado y aparca el tiro para descansar casi por obligación. Y lo hace sin tener a la vista ninguna competición vital para su carrera. «Siempre intento ver la parte positiva, tengo un año más para ser el mejor y prepararme», confirma el tirador, que espera que nada impida celebrar los Juegos el próximo verano.

Estuvo en Atenas, Pekín, Londres, Río de Janeiro y ahora espera por Tokio y amenaza con seguir sumando. «Mientras siga haciendo puntos y marcas no me lo planteo, lo que pierdes físicamente con el paso de los años, en este deporte lo ganas en preparación psicológica», comenta Juan Saavedra.

El tirador olímpico asegura que estos meses que quedan por delante tienen la incertidumbre como principal hándicap. Trabaja para el Campeonato de España y de Europa que se celebrará en septiembre y noviembre, respectivamente, pero temen que una semana antes pueda suspenderse si aumenta la incidencia del covid-19. «Tenemos que tomarlo con cierta filosofía y relax, no podemos pensar en ir con el objetivo de ganar y depender de esa victoria porque ahora pueden avisarnos unos días antes que no se celebra», explica Saavedra, que vio como se aplazaban la Copa del Mundo de Serbia, el Europeo de Eslovenia y el Mundial de Tailandia.

La suspensión de estas pruebas internacionales todavía tienen en el aire el reparto de una veintena de plazas para Tokio. «Yo la conseguí por quedar primero en la Copa del Mundo que se celebró en Francia en septiembre de 2018», recuerda Saavedra, que reconoce que cuando el año está enfocado a los Juegos, la suspensión «te afecta».

Protocolo muy exigente

El tirador cree que su disciplina va un paso por delante en cuanto a medidas de seguridad. «Nosotros ya teníamos unos protocolos tan exigentes que ahora apenas ha habido cambios, las pruebas se pueden celebrar con cierta normalidad», comenta Juan Saavedra. En el campo de tiro en el que entrena ya hay 1,5 metros de separación entre cada zona y ahora dejan un espacio libre en el medio, lo que aleja a los tirados hasta tres metros. No existe contacto físico entre los deportistas, ni con el público. «Aquí lo que ocurre es que te sancionan si no cumples las medidas de seguridad, estás con armas y hay que tener mucho cuidado, hasta hay mamparas separándonos», advierte Saavedra, que asegura que lo único que ha cambiado es que ahora hay que desinfectar el puesto de tiro cada vez que se acaba de entrenar.

Cubrir la galería de aire, una de las demandas más repetidas en Cernadiñas Novas

Juan Saavedra entrena a diario en el campo de tiro de Cernadiñas Novas, donde el club cuenta con cerca de 800 socios y al que acuden otros equipos de Vigo. Desde hace años reclaman que se mejoren las instalaciones, en muy mal estado desde hace años. Aunque ha habido pequeñas reparaciones, el tirador reconoce que falta por hacer una de las más importantes, cubrir la galería de aire. «Es la única zona que debería estar cerrada y no lo está, en invierno a veces estamos entrenando a tres y cinco grados bajo cero porque el tiro no es un deporte en el que entres en calor, aunque después de un tiempo consigues dejar de tiritar», subraya Saavedra, que lleva años reclamando que se mejoren unas instalaciones únicas en la provincia. Asegura que en esas condiciones es difícil que se vaya creando cantera. Enseña las instalaciones a las familias, pero muchas veces los más pequeños deciden no seguir por el frío que hace. En el 2012 relataba a La Voz de Galicia las deficiencias del capo de tiro y aunque se han realizado algunas mejoras puntuales en las instalaciones de Bora, «sigue todo casi como estaba, en no muy buenas condiciones».

En este campo ha preparado los cuatro Juegos Olímpicos en los que ha participado y desde el 2018 estaba centrado en los de Tokio 2020. Solo pudo regresar con medalla de plata de Londres. Ahora trabaja por traer a Pontevedra su primer oro. Saavedra compite después de haber perdido parte de su brazo izquierdo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«Aplazar los Juegos me da un año más para intentar ser el mejor»