Joyas y dinero en efectivo, el botín que ansiaba la banda de los kosovares


Pontevedra / La voz

Como una investigación «muy dificultosa». Así definió el delegado del Gobierno en Galicia, el socialista Javier Losada, el operativo que ha desarrollado la Guardia Civil contra lo que se considera es una banda kosovar que podría estar detrás de decenas de asaltos a viviendas.

En la mayor parte de los casos, los ladrones buscaban joyas y dinero en efectivo, toda vez que se trata de mercancía -las joyas- que tiene una fácil salida en el mercado negro, ya sea fundiendo los materiales preciosos, ya sea comercializándolas en el extranjero. Lo cierto es que, tal y como precisó Javier Losada, la operación Komodo lleva varias semanas en marcha a raíz de que la policía judicial de la Guardia Civil de A Coruña tuviese constancia de un repunte de las denuncias por asaltos domiciliarios.

Por el momento, se tiene constancia de tres detenciones, de tal modo que dos hombres habrían sido arrestados en pleno centro de Pontevedra, mientras que una mujer fue interceptada en el entorno del aeropuerto compostelano de Lavacolla. Se esperaba que ayer, miércoles, fuesen puestos a disposición del juzgado de instrucción coruñés que ha asumido la causa judicial, toda vez que se cumplían las 72 horas que una persona puede estar privada de libertad sin mediar mandato judicial.

A estos arrestos se sucedieron una serie de registros, uno de los cuales se llevó a cabo en lo que se cree que es el piso franco de la banda situado en la pontevedresa calle Tablada.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Joyas y dinero en efectivo, el botín que ansiaba la banda de los kosovares