Ence se reviste de su nueva «piel» de madera y culmina su plan de integración paisajística

La factoría destinó 4 millones a mejorar su aspecto exterior


pontevedra / la voz

La fábrica de Ence en Lourizán ya luce su nueva imagen al rematar los trabajos de instalación de su nuevo revestimiento de madera, dentro del plan de integración paisajística de la compañía. La empresa definió esta obra como «unha iniciativa pioneira no sector industrial español» y aseguró que se enmarca en la «política de sustentabilidade e responsabilidade ambiental» de la firma. La ejecución del proyecto implicó una inversión de cuatro millones de euros y contó con la participación de 18 empresas gallegas.

El objetivo del proyecto de integración paisajística del complejo fabril preveía aminorar el impacto visual desde cualquier lado de la ría. Para decidir el diseño que se iba a llevar a cabo en Lourizán, Ence llevó adelante un concurso de ideas, que ganó la propuesta Materia Propia, del gabinete de arquitectos Orts y Trullenque en el 2012. La convocatoria tuvo una excelente acogida en el sector, con la participación de 102 despachos de arquitectos y los ciudadanos pudieron conocerlas en una exposición abierta al público que tuvo lugar en la sede de Afundación, en Pontevedra.

La idea de Materia Propia permitía aprovechar precisamente la madera para reducir ese impacto visual de las principales estructuras de la fábrica, especialmente desde el otro lado de la ría, en Poio, y la misma parroquia de Lourizán. Conforme a este programa, «os edificios máis visibles do conxunto industrial dotáronse dunha envoltura que, debidos ás súas formas, elaboración e tons cromáticos, fai posible unha maior integración paisaxística da biofábrica na súa comarca».

Además de la nueva «piel» con la que se revistieron los edificios, también se actuó en el resto del recinto. De esta forma, se introdujeron masas de arbolado en el perímetro de la fábrica y se reforzaron las zonas ajardinadas ya existentes. Cuando los árboles se vayan desarrollado más y creciendo en tamaño y densidad, aumentará la sensación de integración paisajística al fundirse con las masas de bosques que hay en las laderas que quedan a uno de los lados de la factoría.

Desde la compañía valoraron la culminación de este proyecto como «un paso máis aló nesta firme aposta polo coidado e o respecto pola nosa contorna social e ambiental».

Ence sostuvo que esta política de integración paisajística es un ejemplo más de su apuesta por la modernización de sus fábricas. El complejo pontevedrés es, según la pastera, «un exemplo de contribución á bioeconomía e á economía circular».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Ence se reviste de su nueva «piel» de madera y culmina su plan de integración paisajística