Voluntarios de Barro vigilan el monte para que no haya incendios y avisan al Seprona al detectar dos coches que les parecieron sospechosos

Un club de amantes de los vehículos, llamado Trazión Catro, vuelve a patrullar para evitar que se prendan fuegos


pontevedra

Los miembros del club Trazión Catro de Barro tienen ya por costumbre vigilar el monte. Lo hacen todos los años cuando se eleva el riesgo de incendio. Y hace unos días, conforme se sucedían las noticias de incendios en distintos puntos de Galicia y el viento soplaba fuerte, decidieron retomar las vigilancias. Según indicaron, salieron en ocho todoterrenos por distintas pistas forestales a lo largo del fin de semana. El sábado, avisaron al Seprona tras detectar dos vehículos que les parecían «sospechosos».

¿En qué se basaban para dar aviso al Seprona? «Detectamos dous coches en lugares distintos, a medianoite, cunha soa persoa dentro cada un, no medio do monte, en zonas de difícil acceso. Nós avisamos diso e despois é o Seprona o que fai as súas averiguacións. Nós limitámonos a contar o que vemos, porque non é moi habitual que unha persoa ande soa a esa hora no medio do monte», indicó uno de los miembros del club. 

Ayer, domingo, también salieron a patrullar. Pero al ver que el viento se calmaba decidieron replegarse antes. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Voluntarios de Barro vigilan el monte para que no haya incendios y avisan al Seprona al detectar dos coches que les parecieron sospechosos