Denuncian que un área recreativa de Lérez se ha reconvertido en narcofinca

Algunos vecinos empiezan a conocer esta zona de Couso como O pequeno Vao


Pontevedra / La voz

Hartos y cansados. Así se encuentran los vecinos de Couso, en la parroquia pontevedresa de Lérez, por lo que consideran es un incremento preocupante del trapicheo de drogas en puntos muy concretos de este entorno del rural de la capital provincial. Inciden en que una de las zonas más problemáticas es un área recreativa que se ha reconvertido en una suerte de narco finca donde, presumiblemente se trafica y consume hachís: «Dada su ubicación, entraña dificultad para el control de la policía, ya que es una pista que comunica la carretera de Verducido con la de Xeve», señala un portavoz de los afectados, al tiempo que apunta que también se han detectado ventas de estupefacientes en algunas de las viviendas de Couso.

En este sentido, los vecinos se muestran convencidos de que desde estos puntos se está surtiendo de droga -hachís, primordialmente- a consumidores procedentes, ya no solo de otros puntos del término municipal de Pontevedra, caso de Xeve, Monte Porreiro o el casco urbano capitalino, sino de municipios próximos, como Barro o Marín. «Hemos detectado, incluso, algún que otro vehículo de empresa. Algunos ya denominan esta zona como O pequeno Vao», afirman los vecinos, que prefieren permanecer en el anonimato ante el riesgo de sufrir algún tipo de represalia.

Este temor se explica en que buena parte de la población de este lugar de Lérez tiene una elevada media de edad, reseñan los afectados. A esta circunstancia se añade el hecho de que se trata de individuos que han mostrado en alguna ocasión «su carácter violento y amenazante. De ahí, el miedo a las denuncias por sus posibles represalias, tanto de ellos como de sus familiares, que como es lógico niegan la evidencia».

Los vecinos consultados aseguran que «la situación es de total desesperación. Ya se ha acudido tanto a la Policía Nacional como a la Policía Local, y el resultado sigue siendo el mismo o peor». «Parece que como no son grandes narcotraficantes, que no mueven cocaína y heroína no importan», inciden, al tiempo que reconocen que estos trapicheros parecen sentir total impunidad: «Estas personas actúan con total descaro a la hora que sea cuando se trata de continuar con sus ventas. Es decir, no se cortan».

Pero la situación está llegando a tal extremo que algunos residentes de Couso parece que están dejando a un lado el temor y reconocen que, de continuar esta situación, no descartarían incrementar la presión social para que las autoridades, civiles o policiales, resuelva el problema.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Denuncian que un área recreativa de Lérez se ha reconvertido en narcofinca