Detenida una pontevedresa por agredir a su hijo de 10 años

Un vecino dio la voz de alerta tras encontrarse al niño descalzo y llorando en su edificio


Pontevedra / La Voz

Pasadas las ocho de la tarde de ayer, la Policía Local de Pontevedra detuvo a una pontevedresa de 40 años por supuestamente agredir a su hijo de apenas 10 años. El arresto se produjo después de que un vecino del inmueble donde reside esta mujer se pusiese en contacto con el cuerpo municipal dando cuenta de que se había topado con un niño pequeño que, descalzo, llorando y muy nervioso, le dijo que su madre le había golpeado.

Esta persona, asimismo, señaló a los agentes que era habitual escuchar discusiones entre la madre y el menor, quien «presentaba un golpe á altura do pómulo esquerdo. así como no pescozo», precisaron desde la Jefatura de Pontevedra. El niño, ante estas evidencias,fue trasladado al Hospital Provincial por una unidad del 061 acompañada por una patrulla policial.

Posteriormente, lo agentes se desplazaron al domicilio donde residen la madre y el niño, junto con un hermano de este de 13 años, para entrevistarse con la primera. «Esta persoa presentaba claros síntomas de atoparse baixo os efectos de bebidas alcohólicas, recoñecendo que discutira co fillo», reseñaron al respecto.

Fue entonces cuando se produjo la detención como supuesta autora de un presunto delito de malos tratos en el ámbito familiar. Por su parte, el padre de ambos menores se hizo cargo de estos.

¿En qué te equivocas al educar a tu hijo?

SUSANA ACOSTA

Todos sabemos que educar no es fácil y siempre lo hacemos lo mejor que sabemos, pero conocer los errores más comunes pueden ayudar a que nuestros hijos sean más felices

Papá y mamá, sabemos que lo haces lo mejor que puedes, que te encantaría encontrar la varita mágica que te permitiera solucionar cualquier conflicto con tu hijo y que tus circunstancias laborales y sociales son las que son y no puedes dedicarle todo el tiempo que te gustaría. Aquí te ofrecemos las herramientas necesarias para gestionar algunos conflictos y cómo evitar los errores más comunes en la crianza.

 

 

Son niños, no adultos

Es la premisa básica para no crear unas expectativas que son incompatibles con la naturaleza del niño. El día a día es muy duro y está lleno de contratiempos que te pueden frustrar o hacer que vivas en un estado de tensión permanente, pero recuerda que no puedes esperar que los niños actúen como adultos, es decir, que sean silenciosos, que estén tranquilos, que se acaben todo lo que tienen en el plato, que no quieran estar más rato en el parque, que no nos lleven la contraria... «Los niños hacen cosas de niños y por muy cansados que estemos eso no hace que ellos tengan que dejar de comportarse como lo que son. Ajusta las expectativas, no pedirles cosas que se escapan de su capacidad, ayuda bastante a normalizar esas situaciones», explica Alberto Soler, psicólogo especialista en psicoterapia y autor de Hijos y padres felices. No le afees esa conducta, afróntala porque forma parte de su naturaleza.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

Detenida una pontevedresa por agredir a su hijo de 10 años