Un policía, ante el juez por trapicheo once años después de ser detenido

Al agente se le acusa también de chivar redadas a clubes de alterne


PONTEVEDRA / LA VOZ

Hay ocasiones donde la lentitud de la Justicia es tal que se acaba convirtiendo en protagonista. Es el caso de Lucas R?.P., un policía nacional que fue juzgado ayer en la Audiencia Provincial de Pontevedra. A este hombre se le detuvo en el 2007 por formar parte de una red de trapicheo y acusado también de «soplón». Supuestamente, alertaba a los clubes de alterne de las redadas de sus compañeros de Extranjería. Once años después todavía no se sabe si el agente, que en el momento del arresto estaba adscrito a la comisaría provincial de Pontevedra y ahora está jubilado, es inocente o culpable.

Lucas R.?P se sentó ayer ante el juez. Ya lo hizo en el mes de junio junto a otros trece acusados. El resto de los investigados reconocieron los hechos y aceptaron penas que van desde los tres meses al año y medio de prisión. Pero él no asumió la culpabilidad y el caso siguió adelante. Hubo una vista en el mes de octubre, que acabó aplazándose. Y ayer se retomó el juicio en la Audiencia Provincial de Pontevedra. El policía en cuestión se acogió a su derecho de no declarar. Sí lo hicieron varios agentes de la guardia civil, que constataron que esta persona formaba parte de una red de trapicheo que introducía droga en los clubes de alterne.

Por su parte, la fiscal acusa a Lucas R. P. de delitos de tráfico de drogas, tenencia de armas prohibidas, atentado y revelación de información reservada. Y pide una pena de dos años y nueve meses de prisión. La defensa, por su parte, solicita que se anulen las escuchas telefónicas por considerarlas ilegales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un policía, ante el juez por trapicheo once años después de ser detenido