Un nuevo golpe contra el furtivismo permite decomisar 1.600 kilos de sardinas

El pescado, intervenido en un control de carretera en la AP-9 en Vilaboa, fue entregado al Banco de Alimentos


Vilaboa / La voz

Un total de 1.600 kilos de sardina. Este es el volumen del último operativo desarrollado contra el furtivismo por agentes del Servizo de Gardacostas de Galicia en colaboración con la Guarda Civil de Tráfico en la comarca de Pontevedra. La intervención, en la que se procedió a la incautación de la furgoneta en la que se transportaba el pescado, se produjo este martes en el marco de un control de carretera en el peaje de la AP 9 en Vilaboa.

Los funcionarios pudieron comprobar que la mercancía «carecía da documentación esixida para acreditar a súa procedencia». Desde la Xunta precisaron que, «unha vez constatado que era apto para o consumo foi entregado ao centro benéfico Fundación Provincial Banco de Alimentos de Pontevedra»

Se da la circunstancia de qu en un segundo control, esta vez en el Concello coruñés de A Serra de Outes, los guardacostas se incautaron de 628 quilos de xurelo. En este caso, y tras comprobar que era apto para el consumo, el pescado «foi vendido na lonxa de Portosín».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Un nuevo golpe contra el furtivismo permite decomisar 1.600 kilos de sardinas