Simbólico día de difuntos en el Camposanto da Dignidade, en Lourizán

Vecinos de la parroquia pontevedresa rechazan la ampliación de la depuradora de Os Praceres


Pontevedra / La Voz

Un grupo de vecinos de la parroquia pontevedresa de Lourizán escenificaron esta mañana su malestar por la previsión de la Xunta de Galicia de ampliar la depuradora de Os Praceres, que da servicio a las aguas residuales de la capital, Marín, parte de Poio y de Vilaboa. La movilización reunió a los vecinos en el antiguo campo de fútbol de Lourizán, donde desde hace semanas han instalado un simbólico Camposanto da Dignidade, con cruces que muestran el rechazo de los afectados a que se utilice esta parcela para la EDAR. De hecho, desde la Plataforma Veciñal se pide a la Xunta que modifique su planificación de saneamiento y depuración de aguas residuales y desista de ampliar la de Os Praceres, buscando un modelo que entienden que debe ser más respetuoso con esta parroquia. Para los afectados, la propuesta de la Xunta es un «atentado contra o sentido común».

La protesta de esta mañana consistió en una concentración en el Camposanto da Dignidade, frente a un ataúd y dos lápidas, en las que se leían los lemas «RIP 1018-2018, Xunta os veciños non olvidan» y «RIP, parroquia de Lourizán, 1018-2018, Xunta matouna de morte matada». Los asistentes colocaron uno a uno flores o plantas encima del ataúd para expresar su particular día de difuntos, aunque advierten de que la parroquia, lejos de darse por vencina, es un «morto moi vivo» y están dispuestos a dar la batalla a la Administración autonómica.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Simbólico día de difuntos en el Camposanto da Dignidade, en Lourizán