La ciudad se está poniendo morada

El colectivo feminista, que nació en el 2015, cuenta con más apoyo desde el 8 de marzo

.

pontevedra / la voz

Quedó claro hace unas semanas en las páginas de este periódico: el feminismo en Pontevedra viene de viejo. Lo recordaban algunas de las protagonistas, que contaban cómo en los setenta y los ochenta salieron a gritar contra sentencias degradantes para la mujer -hay fotos de manifestaciones delante de la Audiencia de Pontevedra del año 1989 cuyas pancartas dicen casi lo mismo que en las de las concentraciones feministas actuales- o contra la desigualdad sin importarles demasiado que les cayesen a pares los porrazos policiales. Pero ellas también contaban que en los noventa se fue disipando la unión y la acción, que todo fue confluyendo hacia movimientos más globalizado y con menos peso local. Cierto es que en los setenta y ochenta no había institución alguna que se preocupase específicamente por el maltrato doméstico y el machismo y que luego alguna fue apareciendo. Pero el caso es que la organización ciudadana feminista decayó. Han pasado muchos años desde entonces. Y la cosa ha cambiando. O, mejor dicho, está cambiando. En Colectivo Feminista de Pontevedra se organizó en el 2015, contando con el espaldarazo de colectivos que ya llevaban tiempo y tiempo de lucha contra la desigualdad. Quienes lo forman reconocen que faltan muchos pasos por dar y mucha gente por sumarse pero que el 8 de marzo y su movilización supuso un buen punto de inflexión.

Recordemos aquel día. Toda España se tiñó de morado. Y Pontevedra también. La Peregrina se quedó pequeña para dar cabida a la multitud, todos lo vimos. ¿Pero qué ocurrió luego, fue ese movimiento flor de un día? Desde el colectivo feminista dan una de cal y otra de arena. Señalan, por una parte, que aunque entidad sí va creciendo -la componen ahora mismo seis asociaciones de distintos puntos y a mayores 40 mujeres- tampoco se trata de una asociación enorme, vamos, que podría o debería medrar más. Pero, por otra parte, sí notan que el interés por su labor se ha incrementado, bien por las interacciones en las redes sociales bien por la repercusión que tuvieron sus últimas convocatorias para salir a la calle.

La puerta está abierta. Y la idea es continuar sumando, visibilizando la lucha y haciéndose oír. A este último respecto, en las últimas semanas se ha dado un paso de gigante: el colectivo feminista pontevedrés ya cuenta con un grupo de batucada propio para dar sonoridad a las concentraciones. Hoy podrán oírlas.

Concentración a las ocho en A Peregrina

Esta tarde hay una nueva convocatoria por parte de 300 organizaciones feministas para salir a la calle. En Pontevedra la cita es a las 20.00 horas en la plaza de la Peregrina. En esta ocasión la protesta tiene como objetivo exigir que los presupuestos estatales cumplan lo acordado en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género para poder implementar las 214 medidas aprobadas que, sin dotación presupuestaria «son papel mollado».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La ciudad se está poniendo morada