La falta de regularidad en los pagos del cheque-bebé enfada a las familias

Beneficiarios de la Tarxeta Benvida se quejan por no cobrar los 100 euros cada 30 días


pontevedra / la voz

Fíjense y lo comprobarán. En cuanto hay una reunión de padres de bebés de corta edad, nacidos en el 2017 o en lo que va del 2018, hay un tema recurrente de conversación entre ellos; todo lo relativo a la oficialmente llamada Tarxeta Benvida de la Xunta y popularmente conocida como el cheque bebé. ¿Por qué hablan tanto de ella? Por muchas razones. Primero, porque se trata de una ayuda de cien euros al mes durante el primer año de vida del niño o, lo que es lo mismo, 1.200 euros al año, que los padres agradecen sobremanera. Segundo, porque hay bastante desinformación y dudas al respecto y, tercero, porque a las familias les sorprende que cada uno cobre de una manera distinta: a unos les ingresan de repente varios meses juntos, otros cobran mes a mes... y encima a cada familia en fechas distintas, lo que genera incertidumbre. Tiendas pontevedresas, conscientes de esta situación, se vuelcan para facilitar los pagos con la tarjeta.

Tal y como indica la consellería, se puede pagar con esta tarjeta en farmacias, parafarmacias, supermercados, tiendas de alimentación y establecimientos de puericultura o especializados en artículos y productos para la infancia. En teoría, la ayuda, según indica la consellería de Política Socials en su web, es de cien euros al mes. No se especifica el día de ingreso. Pero las familias no entienden que un mes les llegue el abono el día 19, otro en cambio tengan que esperar al 20... y que ayer, que era 24, muchas siguiesen sin cobrar la ayuda correspondiente a enero.

Para pagar las vacunas

Algunos de los padres utilizan este dinero para pagar las vacunas que no financia la Seguridad Social, como el Bexsero. El problema es que hay familias que hacen una encarga de una vacuna o cualquier otro producto de primera necesidad para su bebé contando que determinado día les ingresan el dinero, luego el pago se retrasa y ellos se ven con el problema encima. Dada esta situación, los establecimientos están mostrando flexibilidad. Lo contaban ayer desde la farmacia de la plaza de España pontevedresa, que indicaba que a veces hay clientes que adelantan el dinero de la vacuna y luego, cuando ya tiene la cuantía de la tarjeta, se les cobra de ahí y se les devuelven la cantidad anticipada. Esta situación la corroboraban algunos padres, que decían que muchas otras farmacias y tiendas de la urbe hacen cosas similares para facilitarles las cosas. Pero, lógicamente, esto depende de la flexibilidad y voluntad de los negocios, que no tienen obligación de hacer estos apaños.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La falta de regularidad en los pagos del cheque-bebé enfada a las familias