Las enmiendas al presupuesto crean un «descuadre total» de las cuentas

La Intervención municipal concluye que «non se pode informar favorablemente»


Pontevedra / la voz

«As deficiencias detectadas non permiten informar favorablemente a proposta de orzamento enmendada». El informe de la Intervención municipal sobre las enmiendas aprobadas por la oposición para modificar el proyecto de presupuesto que defendía el gobierno local supone, aparentemente, un varapalo en toda regla a las intenciones de PP, PSOE, Marea y Ciudadanos.

Aunque los portavoces de los cuatro grupos sostienen que las deficiencias son subsanables, lo cierto es que las técnicas municipales que firman el informe -la interventora general y la titular de la Oficina de Xestión Orzamentaria e Contas- dejan en mal lugar a la oposición.

Por un lado, sostienen que las enmiendas -que incorporan o suman partidas a costa de recortar otras ya existentes- implican «un descuadre total no orzamento de ingresos e gastos por importe de 425.000 euros». Es decir, que se rompe el principio de equilibrio presupuestario.

Las causas de ese desfase se resumen en «erros aritméticos», a que se excede el importe de alguna de las bajas el importe de las partidas presupuestarias originales, o a la «indefinición da aplicación orzamentaria que se pretende diminuír».

Además, el informe también pone de manifiesto que algunas de las partidas que se proponen suprimir afectan a gastos de personal, lo que obligaría, antes de aprobar el presupuesto, a sacar adelante una nueva relación de puestos de trabajo. No hacerlo, subraya el informe, podría dar pie a un recurso contencioso-administrativo.

Asimismo, sugiere que consulte con la asesoría jurídica la modificación que se propone para las bases de ejecución con el fin de recortar las competencias del alcalde en cuanto a transferencias internas de capital.

A la vista de este informe, el gobierno local cree que «non se pode someter a votación un orzamento que é informado desfavorablemente polos técnicos». El concejal de Facenda, Raimundo González Carballo (BNG), aseguró que «despois desta estrepitosa metedura de pata, o normal sería que a oposición se deixe de coñas e deixen gobernar. Porque visto que hai grupos políticos que nin sequera saben sumar e restar, Deus nos libre de que gobernen»».

«A oposición máis dañina que ten a Deputación e o grupo municipal do PSOE»

El vicepresidente de la Diputación, César Mosquera (BNG), descartó ayer que la situación creada con la tramitación del presupuesto del Concello pueda afectar al pacto de gobierno en la institución provincial. «Nós somos serios e temos pactado un goberno na Deputación. Mentres non haxa motivos serios seguiremos cumprindo», afirmó.

Sin embrago, lamentó la postura del grupo municipal socialista en el Concello, no solo con respecto al presupuesto sino con críticas continuas a la gestión de PSOE y BNG en la Diputación. «O PSOE local está tratando de sabotear tanto ao goberno da Deputación como ao goberno de Pontevedra -afirmó-. As críticas que fan son irrelevantes, que pero que veñan dun grupo municipal da mesma forza política que está gobernando aquí é pernicioso. A oposición máis dañina que ten agora a deputación é o grupo municipal do PSOE en Pontevedra». Mosquera achaca esta actitud «á situación interna do PSOE».

Llamamiento de Ana Pontón

También se refirió a la situación de Pontevedra la portavoz nacional del BNG Ana Pontón. Lo hizo para pedir que las direcciones autonómicas del PSdeG y de En Marea medien. La nacionalista llamó la atención sobre que ambos grupos «non son capaces de negociar en cidades nas que tiveron acordos, como en Ferrol, ou nas que apoiaron a investidura de gobernos como na Coruña e en Santiago, pero resulta que cando están na oposición contra o BNG nunha semana son capaces de conformar un orzamento alternativo».

La oposición sostiene que las deficiencias son subsanables

Los cuatro portavoces de la oposición restan trascendencia al informe de Intervención y, si bien admitieron la existencia de las deficiencias, aseguraron que son subsanables y que con suprimir alguna de las partidas y presentar enmiendas de subsanación se podrá solventar ese dictamen técnico desfavorable.

Sin embargo, el portavoz del PP, Jacobo Moreira, admitió que existe la duda sobre si modificar enmiendas invalida o no el trámite, ya que estas no habrían sido dictaminadas en la comisión de Facenda y no hay tiempo material para hacerlo antes del pleno, previsto para el lunes.

Así las cosas, siguen abiertas todas las hipótesis sobre lo que pueda suceder en la sesión plenaria. Tanto, que el propio González Carballo evitó hacer cábalas. «Como vedes, isto vai cambiando minuto a minuto», indicó .

En el pleno se votará en primer lugar el voto particular que plantea el gobierno del BNG. Si este sale adelante, algo poco probable, quedaría aprobado el presupuesto original, sin las enmiendas. Si sale rechazado, el gobierno pretende utilizarlo para plantear una cuestión de confianza.

En cualquier caso, de las palabras de ayer de Raimundo González se desprende que el gobierno retirará el presupuesto enmendado del orden del día «porque non se pode someter a votación algo que é ilegal», ya que en su opinión no hay tiempo para enmendar las enmiendas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Las enmiendas al presupuesto crean un «descuadre total» de las cuentas