El ascenso se le resiste a Javi Pérez tras jugar diez play-offs en el Haro

El guardameta es el único del vestuario riojano que ha participado en todos los intentos del club de asaltar, sin éxito, el retorno a la categoría de bronce


pontevedra / la voz

El Club Haro Deportivo ha estado presente, con mayor o menor fortuna, en las diez últimas ediciones del play-off de ascenso de Tercera a Segunda División B. A pesar de ser uno de los habituales de esta promoción, y por tanto uno de los conjuntos más potentes de todo el grupo riojano durante la última década, lo cierto es que esa meta se les sigue resistiendo a jugadores y aficionados.

El próximo sábado y el siguiente fin de semana encaran el décimo asalto ante el Pontevedra y solo queda un futbolista de aquel primer intento del 2004, el cancerbero Javier Pérez Ezquerra, de 28 años. Tras dos temporadas en el Deportivo Alavés (2002-2004), se asentó en el Haro y hasta el día de hoy ha ido viendo pasar compañeros y rivales. Subir de categoría todavía se le resiste, pero no descarta que a la décima sea la vencida.

El meta reconoce que en última década «en algunas fases de ascenso fui protagonista, en otras me tocó el banquillo y hasta la grada», y puede presumir de «haber detenido varios penaltis» a lo largo de su dilatada experiencia en esta tesitura.

Él, mejor que nadie, puede comprender que «es importante que los veteranos guiemos a los más jóvenes», aunque destaca que ante todo «somos un grupo y todos tenemos que aportar nuestro granito de arena al colectivo y eso nos hace un bloque muy comprometido».

Dice el veterano cancerbero que cada año «es distinto que el anterior» y por tanto que el siguiente, pero mantiene la idea de que «cada play-off es un premio a los años que se han hecho» y lamenta que «siempre nos tocan desplazamientos muy largos», ya que acaban de ir a jugar a Castellón y el viaje hasta Pontevedra se les antoja incómodo a los integrantes de un vestuario en el que no hay profesionales y que juegan porque aman este deporte. De hecho, el propio Javi Pérez quiere dejar claro que «aquí hay compañeros que no cobran o otros que juegan por 200 o 300 euros» y añade que «si jugamos al fútbol es simplemente porque nos gusta».

«La ciudad está ilusionada»

Echando la vista atrás, Haro ha vivido en una nube durante diez años, aunque la suerte siempre ha acabado siendo esquiva con los aficionados y también con los futbolistas y entrenadores.

De hecho, salvo una campaña en la que han militado en Segunda B, todo su historial lo han pasado en categorías de inferior rango. Solo en la campaña 2004/2005 probaron las mieles de esa liga a la que ahora aspiran a regresar. Finalizaron en el puesto 20 y desde entonces siempre han querido retornar.

Javi Pérez asegura que «la ciudad está ilusionada con este nuevo intento» y alberga esperanzas de salir triunfantes del duelo con los granates.

Define a su equipo como «un bloque muy comprometido, sin individualidades, en el que no sobresale nadie» y confiesa que no sería capaz de enumerar las virtudes y los nombres de los granates. El Pontevedra buscará prolongar la mala racha del Haro y retornar a Segunda B a la tercera.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

El ascenso se le resiste a Javi Pérez tras jugar diez play-offs en el Haro