La Outobrofest vuelve fiel a su cita con los pontevedreses

La fiesta de la cerveza del Rugby Club se celebrará del 30 de octubre al 2 de noviembre en la praza do Teucro

El codillo y las salchichas volverán a ser los platos fuertes de la fiesta de le cerveza.
El codillo y las salchichas volverán a ser los platos fuertes de la fiesta de le cerveza.

pontevedra / la voz

La adaptación gallega de la Oktoberfest de Baviera, la Outubrofest, organizada por el Pontevedra Rugby Club, ya está preparara para tomar la praza do Teucro. La fiesta de la cerveza se celebrará los días 30 y 31 de octubre y 1 y 2 de noviembre por sexto año consecutivo.

Desde la primera edición se intentó crear un ambiente familiar y de amigos, y su objetivo sigue siendo que todo el mundo pueda disfrutar de la comida y de la cerveza. Los organizadores no han dejado de recibir decenas de correos y llamadas de gente de fuera interesada en acudir a esta cita ineludible y, como siempre, serán los padres y madres de los jugadores del club los que estarán detrás de la barra para atender a los asistentes durante los cuatro días para que la fiesta sea perfecta.

Se mantendrán los precios populares: la cerveza rubia a 3,5 euros el medio litro y a 6 el litro, y la de trigo a 4 y 7 euros, igual que la tostada. El plato estrella volverá a ser el codillo, hecho en horno de leña, con su acompañamiento de ensalada y chucrut, por 6 euros. Y tampoco faltarán las distintas variedades de salchichas, desde 2,5 euros hasta 10 euros la de un metro, con algunas novedades que se desvelarán en su momento.

El Pontevedra Rugby Club celebra esta fiesta bajo las premisas básicas de volcarse en la promoción de este deporte y explorar todos los caminos para no depender de subvenciones y autogestionarse. La primera idea a la hora de montar este evento fue que permitiera cubrir parte del presupuesto para mantener sus equipos con recursos propios, involucrando a la ciudad para que fuera un aliciente más para acercarse a Pontevedra.

Foco de atracción

Como señalan los directivos del club, se escogió como modelo la Oktoberfest, la fiesta de otoño tradicional de Baviera, por varias razones. «Una de ellas es que al ser temporada baja para la hostería y el comercio, una fiesta como esta atrae un gran movimiento de público, tanto pontevedrés como foráneo, repercutiendo positivamente en todo el sector hostelero y comercial».

Insisten en que es una fiesta participativa para toda la familia, ligada a la cerveza y a su consumo responsable, «punto en común con la cultura del rugbi».

Votación
1 votos

La Outobrofest vuelve fiel a su cita con los pontevedreses