«Tengo el mejor concepto de Lupe y podría estar en el equipo sin problema»

Apuesta por conjugar el cambio generacional y la experiencia acumulada en el partido


pontevedra / la voz

Jacobo Moreira se muestra tan seguro como prudente en su aspiración a hacerse con la riendas del PP en Pontevedra en el próximo congreso local del 12 de julio. Este proceso interno debería llevarle a ser también el candidato popular a la alcaldía en las municipales del 2015. Pero él prefiere ir paso a paso e insiste en que lo que toca ahora es fortalecer el aparato del partido para afrontar después el siguiente reto de intentar arrebatarle a Lores el bastón de mando. Insiste en que Pontevedra es y seguirá siendo su prioridad, pero en breve volverá a compatibilizar el cargo de portavoz municipal con el de diputado en el Parlamento gallego, ocupando el escaño que deja vacante Agustín Hernández.

-¿Será o no será el vencedor del congreso local el candidato a la alcaldía? ¿Acaso no es esa su doble aspiración?

-Bueno, paso a paso. Primero hay que elegir una nueva dirección del partido. Y a partir de ahí, cerrar filas para el próximo objetivo, que son las elecciones municipales. Para eso hay que organizar el partido, revitalizarlo, fortalecerlo y articularlo bien. Está claro que no se alcanza el gobierno sin un partido potente. Este es un congreso muy esperado desde hace tiempo y ahora es el momento de debatir ese cambio.

-Es obvio que usted no se hubiera postulado si no tuviera el apoyo de cúpula y los mensajes de neutralidad resultan poco creíbles. ¿En todo caso, se siente respaldado?

-Somos dos mil y pico afiliados y cualquiera puede presentarse. Solo lo he hecho yo público, pero eso no quita que otras personas que se sientan con ganas den ese paso. Un dirigente del partido debe ser neutral y mostrarse como tal en ese proceso electivo, diciendo que aquí no hay ningún favorito. Creo que si he seguido como portavoz hasta ahora, algún respaldo debo tener. Pero lo que más me importa es que muchos afiliados me animaron a presentarme. Aunque tengas el apoyo de la dirección, si no tienes el de la base, no vale. El partido tiene que ir de abajo arriba, no de arriba abajo y ese es el mensaje que yo quiero trasladar, que las decisiones se toman con la participación de la militancia.

-¿Y con lo que se le viene encima, es el mejor momento para compatibilizar el Parlamento?

-Creo que es positivo que Pontevedra pueda tener la voz de un diputado defendiendo directamente sus intereses. Ahora mismo no hay ningún concejal que pueda ser correa de transmisión directa del Ayuntamiento al Parlamento. Yo ya compatibilicé esa labor un tiempo y es cierto que exige más esfuerzo, pero cuando uno se mete en una lista asume ese compromiso. Lo que quiero dejar claro es que mi prioridad siempre será Pontevedra.

-Rueda ya ha dicho que no hay ningún tapado. ¿Pero le preocupa tener competencia?

-Que haya otra candidatura no va a cambiar mi hoja de ruta. Voy a presentar mi proyecto igual. En ese sentido, creo que es bueno el mensaje de que cuantas más personas se presenten mejor. No es malo que haya varias opciones.

-¿Y si esa competencia viniera de un sector que no comulgó con Telmo Martín e incluso le hizo campaña en contra?

-Deciden los militantes. Tan claro como una urna transparente.

- ¿Usted se siente capaz de conciliar todas las sensibilidades?

-Lo que yo he venido haciendo estos años es hablar con todas las personas y he percibido qué tipo de sensibilidades, qué formas de pensar hay en el partido y distintos criterios en algunas cosas. La forma de triunfar y de que el PP consiga la alcaldía es que todos se sientan representados, que todos participen y tiren del carro. Yo lo voy a intentar. No vengo aquí con un proyecto excluyente, sino lo más incluyente posible de todas las personas y opiniones.

-¿En esa línea va la creación de un consejo asesor de sabios?

-Mi proyecto va en la línea de recuperar estructuras que funcionaron muy bien en su momento, como las juntas parroquiales. Y de tratar de aunar la juventud y la ilusión de la gente nueva con la experiencia de personas que han ocupado cargos en el partido y en las instituciones, que tienen un bagaje, una visión muy amplia y una perspectiva histórica de la política local. Esas opiniones deben ser tenidas en cuenta a la hora de tomar decisiones.

-A la vez apuesta por un cambio generacional. ¿Cuál es es perfil del equipo que le acompañará?

-Es un perfil de personas con ilusión, con ganas de trabajar, que puedan dedicarle tiempo a la política, con capacidad de movilización, de convocatoria y, sobre todo, compromiso y conciencia de partido. Vamos a dedicar mucha atención a las redes sociales, porque hay un cambio generacional y una nueva forma de hacer política. Lo hemos visto con Podemos, que sin tener nada, ha conseguido mucho a través de las redes. Yo no me veo reflejado en el estilo de hacer política de Lores o Louro. Formo parte de otra generación y eso hay que trasladarlo también a la estructura del partido.

-¿Ese perfil vale también para la lista electoral?

-Sí. Pero ahora en lo que estoy centrado es en el aparato.

-¿Lupe Murillo podría estar en ese equipo?

-Podría estar cualquier afiliado. Y Lupe podría ser... Sin problema. Ya trabajamos juntos y tengo el mejor concepto de ella. Ha hecho mucho por el partido y por el deporte. Recientemente hizo un gesto muy importante hacia el Pontevedra en una situación muy complicada. Es una persona a tener en cuenta y personalmente tengo bastante buena relación con ella.

-A partir del congreso cual va a ser el mensaje al electorado?

-La alternativa al PP puede ser un gobierno de cuatro o cinco partidos. Si ahora dos ya se pelean, con cuatro sería un desastre. Eso nos obligará a redoblar esfuerzos por conseguir una mayoría absoluta. Los ciudadanos ven que el proyecto de Lores está agotado. Los últimos cuadro años se quedaron en poner adoquines en Benito Corbal y hacer obras a medias en Blanco Porto o Santa Clara. Venden como inversiones obras de mantenimiento y aquí no hay más que fiestas y viajes del alcalde. Los viejos problemas de hace 16 años, como el transporte público, siguen sin solucionarse.

-Los análisis de las europeas indican que Podemos también quitó votos al PP. ¿Cree que seguirá esa tendencia en las municipales?

-El votante del PP es muy fiel y antes de votar a otro partido se queda en casa o vota en blanco o nulo, que de hecho esos votos se triplicaron. Podemos es una preocupación para todos los partidos. Es posible que parte del PP se haya ido allí. Pero en clave local se vota de forma distinta. Hay que ver qué candidato presentan y qué proyecto. Pero creo que le debe preocupar más a otros partidos. Aquí, en la mitad de las mesas, AGE o Podemos superaron al BNG.

-¿La política de recortes del Gobierno de Rajoy puede costar otro concejal?

-No. Igual que las europeas no son extrapolables, en las municipales tiene poca influencia la política nacional. De aquí a un año las cosas habrán mejorado y los ciudadanos verán que los sacrificios han merecido la pena.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

«Tengo el mejor concepto de Lupe y podría estar en el equipo sin problema»