El movimiento del voluntariado se organizará con un plan municipal

El proyecto, que arrancará en junio, se canalizará a través de Redeaxuda

Las clases de refuerzo educativo que ofrecen varias oenegés son una opción para el voluntariado.
Las clases de refuerzo educativo que ofrecen varias oenegés son una opción para el voluntariado.

pontevedra / la voz

A mayor necesidad, mayor respuesta solidaria. Esta es una de las enseñanzas positivas que nos ha dejado la crisis y que en Pontevedra se traduce en un mayor interés por participar en la acción social a través del voluntariado. Conocer qué proyectos demanda la ciudadanía y canalizar toda la ayuda disponible serán los objetivos del plan municipal de voluntariado que elabora el Concello y que pretende que esté en marcha antes de que acabe el mes de junio.

La plataforma Redeaxuda servirá como catalizadora de esta ayuda mutua. Las nueve oenegés que la integran engloban a más de trescientos voluntarios en la ciudad, y desde su entrada en funcionamiento han sido numerosas las personas que se han dirigido a ofrecer su colaboración. Algunas fueron derivadas a distintas entidades y otras entrarán a formar parte del banco de cooperantes cuando este plan esté en vigor. Pero la concejala de Benestar Social, Carmen Fouces, destaca que el voluntariado que se busca «é transversal» y no limitado al ámbito social en que comenzó trabajando la plataforma. Así, se pretende establecer una red que abarque cualquier área, desde la medioambiental a la de gestión (acompañamientos para realizar tareas), la atención a mayores y, sobre todo, el sector juvenil. «Por exemplo, o Instituto Municipal dos Deportes (IMD) organiza xa un excelente voluntariado deportivo -añadió- para todos os eventos que hai na cidade e tira dunha enorme bolsa de persoas que participan na organización. A nova normativa vai englobar todo o voluntariado, pero eles van seguir traballando nese campo e incluso pode haber transferencia de cooperantes deste programa ao deportivo e ao revés».

La idea es que el banco municipal de libros de texto sea la primera acción en la que puedan aportar los nuevos voluntarios. En este sentido, Fouces destaca que estos podrán participar tanto en eventos diseñados por el Concello como en actividades reclamadas por asociaciones. Es el caso, por ejemplo, de las que trabajan con la infancia. «Ao mellor hai persoas ás que lles interesa traballar en apoio educativo, con Meniños, Rexurdir Provincial ou Secretariado Xitano», indicó. En definitiva, tener un plan de voluntariado significa «ordenar e dar a posibilidade por un lado ás persoas que por iniciativa propia queiran colaborar de ter un lugar onde poder dirixirse, e, segundo, saber que proxectos demanda a cidadanía para ver se podemos organizar actividades que revirtan socialmente nun beneficio para todos. Porque outra cuestión importante é a sensibilización e a formación». Esa oficina municipal, con la que en la comarca cuenta también Sanxenxo, estará en Pontevedra en la Casa Azul.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El movimiento del voluntariado se organizará con un plan municipal