El desvío de exportaciones rusas a China abrirá mercado en Europa a la producción gallega

la voz

Un cambio en la estrategia comercial rusa puede abrir el mercado europeo de la madera a Galicia a precios mejores que los que ahora se pagan. Un estudio de la Comisión Europea realizado en Bruselas prevé que habrá un déficit de madera de 300 millones de toneladas anuales en Europa, según explicaron los profesores Valero y Picos.

El motivo es sencillo: gran parte de la madera que entraba en la UE procedente de Rusia se está desviando hacia el mercado chino y está provocando un tirón de la demanda. El terremoto de Japón y la destrucción de miles de viviendas de madera está incrementando aún más la necesidad de este producto. Galicia, que corta ahora siete millones de metros cúbicos de madera al año, puede contribuir a paliar este déficit.

En cualquier caso, su empleo queda en gran medida en manos del consumidor. Los expertos recuerdan que, por tonelada de madera consumida, el carbono fijado y el que se deja de emitir por utilizarla equivale a dos toneladas de CO2. Señalan que optar por una cocina de madera en la que se consuma un metro cúbico de tablero (en lugar de los muebles de PVC) permite fijar el carbono de dos toneladas y media de CO2. Y apuntan que cada tonelada de carbono transformada en madera por un árbol equivale a una captación de 3,6 de CO2.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El desvío de exportaciones rusas a China abrirá mercado en Europa a la producción gallega