Dos vándalos dejan a los tertulianos de la plaza San José sin violinista

Nino Soto

PONTEVEDRA

La grúa municipal trasladó la pieza dañada de Manuel Quiroga a un almacén para su reparación

11 may 2009 . Actualizado a las 02:00 h.

Ahora nadie ameniza la tertulia más conocida de la ciudad del Lérez. En la madrugada del domingo, dos desconocidos perpetraron un nuevo atentado vandálico contra el conjunto escultórico que preside la plaza de San José. Concretamente, arrancaron de cuajo la pieza que representa al violinista pontevedrés Manuel Quiroga. La agresión también provocó graves daños en la base de mármol de la obra artística, bautizada con el nombre de La tertulia.

Todo sucedió sobre las dos y media de la mañana del domingo. Varios testigos se percataron de la presencia de dos jóvenes -uno vestía jersey azul y el otro uno rojo y ambos rondarían los 1,75 metros de estatura - dialogando al lado de la escultura diseñada por César Lombera. Posteriormente, escucharon un intenso estruendo y al salir de una cafetería de la zona observaron la pieza de Manuel Quiroga en el suelo mientras trataban de extraer la escultura de Carlos Casares.

Un coche de la Policía Nacional que patrullaba el lugar acudió inmediatamente y los dos gamberros huyeron en dirección a la calle de La Oliva. Unos vecinos señalan que la policía los detuvo, pero al cierre de esta edición no se pudo confirmar. «Esto se hace por maldad pura y dura», reseñó un hostelero de la zona que vio escapar a los vándalos.

Horas más tarde, una grúa municipal se desplazó a la plaza de San José y trasladó la figura del violinista pontevedrés más prestigioso a un almacén, donde será examinado por su creador, Lombera, y técnicos del Ayuntamiento. Acuñado como el nuevo sello urbano, el conjunto escultórico sufre continuamente agresiones. De hecho, los ataques, sobre todo al violín de Quiroga, llevaron a Lombera a colocar un refuerzo con material antivandálico. Además de Quiroga y Casares, completan el grupo inaugurado en 2006 Bóveda, Castelao, Paz Andrade y Cabanillas.