Las embarazadas de Verín tendrán que desplazarse a Ourense para dar a luz

El Sergas justifica la medida, que entrará en vigor el 1 de diciembre, por la «dramática» reducción de partos


Ourense

Las mujeres del distrito sanitario de Verín que a partir del 1 de diciembre den a luz tendrán que desplazarse hasta el hospital de Ourense, ya que el Sergas ha decidido cerrar los paritorios del centro hospitalario de la comarca verinense. La decisión, según explicó Felix Ruibal, responsable de la Estrutura Organizativa de Xestión Integrada (EOXI) de Ourense, se justifica en la reducción «dramática» del número de partos en Verín en el último año. Ruibal detalló que en el 2018 hubo 89 nacimientos en el hospital verinense y en lo que va de año la cifra se ha rebajado hasta los 47, lo que supone una media de un parto cada cinco días y medio. A este motivo, Ruibal añadió otro, que desde su punto de vista también tiene importancia: «A idade materna cada vez é maior. Non só provoca complicacións nas mulleres senón tamén nos neonatos e con esta medida queremos garantir un servizo de máxima calidade e seguridade, aínda que quero deixar claro que en Verín estábase a facer cun nivel axeitado ata o de agora», aseguró.

El paso de cerrar los paritorios de Verín también se tomó, según Ruibal, toda vez que no hay atisbos de que la tendencia demográfica vaya a cambiar en el medio ni en el largo plazo. En este sentido, quiso poner sobre la mesa dos datos: las mujeres en edad fértil en la comarca de Verín son 4.500 y el 38 % de la población de este área tiene más de 65 años.

De acuerdo con el cronograma expuesto por los responsables sanitarios, el próximo lunes se mantendrá un encuentro con la decena de madres que está previsto que den a luz antes de que finalice el año y también con los alcaldes de la comarca.

Félix Ruibal aseguró que la medida se basa en informes de sociedades científicas y para garantizar la «calidade e seguridade» a las futuras madres. «Deben estar absolutamente tranquilas», trasladó Ruibal quien detalló que toda la atención previa al alumbramiento y el posparto se seguirá prestando con normalidad en el hospital de Verín.

La decisión fue trasladada este mismo viernes al personal sanitario afectado. Justo después se comunicó a la opinión pública en una comparecencia en la que estuvieron, además del responsable del área sanitaria, el jefe de Ginecología, José Luis Doval, y el jefe de Pediatría, Santiago Fernández Cebrián. «Con sesenta partos que están previstos a finais de ano non se dan as circunstancias para manter o servizo», señaló Doval. Por su parte, Cebrián indicó que los estudios realizados en Galicia aconsejan que los paritorios deben de mantenerse abiertos siempre que se superen los trescientos casos. Apuntó, en todo caso, que moverse por debajo de la centena está considerado como una cifra crítica: «Cuantos menos volumen de actuaciones, más riesgo», señaló Cebrián.

Sobre la distancia que deberán de recorrer las embarazadas del área sanitaria de Verín para dar a luz, Ruibal indicó que la villa se encuentra a 45 minutos en coche de Ourense y que, por ejemplo, están más lejos Lobios, Padrenda o Avión, que también son atendidos en el Complexo Hospitalario Universitario de Ourense.

El caso de Valdeorras

En la comparecencia ante los medios de comunicación, Félix Ruibal quiso dejar muy claro que la decisión adoptada con los paritorios de Verín no tiene que hacer temer a los vecinos de Valdeorras. En el caso del hospital de O Barco, según expuso, las circunstancias son distintas, ya que el número de partos prácticamente se duplica, además de que las comunicaciones son peores y la distancia con la capital es muy superior a la de Verín. «A maternidade no Barco vaise manter sen ningunha dúbida», zanjó.

Durante el año 2018, en la provincia de Ourense nacieron un total de 1.488 niños. De ellos, 89 tuvieron lugar en el hospital de Verín y 120 en Valdeorras.

Alcaldes de la comarca: «Es un desastre»

El regidor socialista de Laza, Jesús Blanco, aseguró que la supresión del servicio es «un auténtico desastre para nuestra comarca». Y añadió: «Aprobamos hace unos días en el pleno una moción que solicitaba a la Xunta potenciar los servicios del hospital y ahora nos encontramos con esto. No hay derecho a que los gestores de la sanidad gallega recorten en cuestiones tan sensibles como esta. Si lo servicios sanitarios van a menos, la comarca también irá en decadencia cada vez más. Estamos hablando de cuestiones básicas para la gente». El regidor incidió: «Llevamos tiempo padeciendo supresiones de determinadas especialidades en el hospital y esto no para, continúa. Hay una reunión de alcaldes el lunes y por nuestra parte vamos a exigir que esta medida se rectifique, ya que no tiene sentido alguno y provoca mucho malestar e inquietud entre nuestro vecindario».

En una línea similar se mostró el alcalde de Verín. Gerardo Seoane Fidalgo, conoció la noticia sobre el recorte en el centro hospitalario por la mañana. Aseguró: «Es una decisión que supone una desgracia para nuestra población y que además no tiene sentido alguno». El regidor socialista consideró que «es una regresión tremenda para la comarca que no vamos a consentir». El regidor verinense expuso: «Exigiremos al Sergas una rectificación inmediata de esta resolución. Es preciso un cambio en la política sanitaria y en Verín ya ha habido bastantes recortes durante los últimos tiempos para que ahora tengamos que padecer esto». El regidor verinense incidió en que: «No puede decirse que hay un envejecimiento poblacional, que hay pocos niños y lamentarse de ello y luego tomar decisiones como esta».

Aluvión de críticas políticas

También se refirió al cierre de los paritorios de Verín, el secretario general del PSOE en Galicia, Gonzalo Caballero, que puso esta medida como ejemplo del «desmantelamento da sanidade pública no rural». La diputada del BNG, Noa Presas, también mostró su rechazo a la reorganización anunciada por el Sergas y lamentó que «queren converter o hospital comarcal de Verín nun mero centro de saúde». Aseguró, además la diputada nacionalista, que no se pueden escudar en una decisión médica: «Hai que garantir persoal suficiente para levar a cabo partos en condicións de seguridade para calquera neno ou nena de Verín e Monterrei. Non nos valen as desculpas técnicas. Isto é un escándalo».

En Marea también exigió, a través de un comunicado, el mantenimiento del paritorio del Hospital de Verín y pidió la dimisión del responsable del EOXI de Ourense por tomar esta decisión. «Esta medida forma parte do constante desmantelamento da atención sanitaria na comarca», indicó Luis Villares. 

El grupo Común da Esquerda se mostró en una línea similar. «É a crónica dunha morte anunciada, que levan moito tempo denunciando os profesionais», indicó su diputada Eva Solla. La diputada considera «inadmisible» la decisión anunciada por el Sergas de cerrar los paritorios de Verín.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Tags
Comentarios

Las embarazadas de Verín tendrán que desplazarse a Ourense para dar a luz