De Moscú a Verín por amor a la gaita

Alexander Anistratov, un músico ruso, con gran reputación en Europa, busca inspiración en Ourense


verín / la voz

Ser un virtuoso de la gaita celta viniendo de la gélida Rusia semeja tan insólito como descubrir un Camarón de la Isla nacido en Bulgaria.  Pero así son los caprichos del destino y del arte.

Alexander Anistratov, uno de los más reputados intérpretes y fabricantes de todo tipo de gaitas (bretona, gallega, rusa, irlandesa) de Europa, es ahora un verinense de corazón. Llegó durante la semana pasada a la villa del Támega y se quedará, como mínimo, hasta finales de mes. Conocido desde hace años en Rusia, Letonia, Alemania, Bélgica o Reino Unido, además de en España, Anistratov  intepreta música folk y tradicional. Paralelamente, hace una década abrió en su ciudad natal, Moscú, Pipesland, un taller de fabricación musical que no sólo incluye gaitas, sino otros instrumentos de viento como flautas. Alexander es un colaborador ocasional de músicos gallegos, El director de la Real Banda de Gaitas de la Diputación, Xosé Lois Foxo, estuvo en su día en su taller moscovita. Allí también tocó con Milladoiro. Él vino a tierras ourensanas durante la reunión anual de gaiteiros europeos en Monterrei en el 2014 y se quedó prendado de esta tierra.

Una aclaración inicial. Sasha, de 36 años, deja claro que la gaita no es ni celta, ni gallega, ni irlandesa: «Hay gaitas en países de africanos o de Oriente. Es un instrumento muy antiguo. Un artefacto musical similar ya era interpretado en la antigüedad por los sumerios».

¿Qué define a cada gaita en cada país? Segundos de reflexión tras la pregunta. «Es un reflejo del espíritu y la cultura de cada pueblo. Cada país o comunidad adaptan la gaita a su forma de ser y sentir», afirma Alexander.

«Los elementos esenciales de cualquier gaita son lo que aquí llamáis o punteiro y o ronco». Pero hay instrumentos para todos los gustos, según Anistratov: «En Cerdeña tocan la gaita a través de dos tubos».

Una de sus especialidades como virtuoso ejecutor es la gaita irlandesa, muy difícil de interpretar, según los entendidos. En su visita a Verín muestra con orgullo uno de sus instrumentos, mientras ofrece un miniconcierto improvisado en un restaurante. Se trata de una bellísima gaita irlandesa cuyo coste supera los 9.000 euros.

Apenas conoce el idioma castellano o el gallego, pero pronuncia perfectamente una palabra: «pulpería». No oculta que la degustación del cefalópodo es «uno de los motivos de mi amor hacia esta tierra y por los que estoy tan a gusto aquí».

¿Próximos conciertos? Tras tocar en Alemania, Irlanda o Australia, aclara que no está en Galicia para interpretar música, sino para empaparse del alma gallega e inspirarse de cara a su próximo disco, el quinto. Se desplazará próximamente a Ourense y Ponferrada desde su puesto base a orillas del Támega para intercambiar impresiones con otros artesanos y maestros gaiteiros.

Con todo, sí que ofrecerá el día 23 de enero en el local Arca de Noé, en Vilar de Santos, un pequeño concierto junto con amigos ourensanos. «En Irlanda cuando hay un concierto por muy bueno y reputado que sea el gaiteiro, siempre se pueden sumar otros intérpretes. Se tocan las piezas en común, es una tradición allí», explica.

¿Y quiénes son los mejores intérpretes de su instrumento favorito? Sin pestañear, cita a Berrogüeto como su grupo favorito. Entre los solistas destaca a Carlos Núñez, Edelmiro Fernández, Anxo Lorenzo o Xurxo Fernández.

Anistratov permanecerá hasta finales de enero en la villa verinense. Para aquel entonces, habrá colaborado en varias foliadas y ya habrán comenzado los carnavales.  ¿Quedarse más tiempo? Quién sabe. El pulpo y la gaita pueden vencer cualquier morriña moscovita.

Antecedentes. Anistratov es hijo de un escultor. De hecho, él también realiza esculturas desde hace años. Abrió su taller en una de las calles más céntricas de Moscú en 2005.

Actividad. Es especialmente conocido en Munich (Alemania) aunque también ha interpretado su música en diferentes localidades irlandesas, australianas y belgas en la última década.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

De Moscú a Verín por amor a la gaita