La helada enfría el caldo para este invierno en la provincia

Las gélidas madrugadas arruinan los cultivos de nabizas y berzas blancas y ponen en peligro los grelos


xinzo / la voz

Las fuertes heladas caídas durante las madrugadas de los últimos ocho días pasan factura a casi todo. Los huesos se entumecen, las bufandas se hacen imprescindibles y hasta el aconsejable caldo nocturno empieza a ponerse cuesta arriba. Y es que uno de los ingredientes esenciales de la dieta gallega, la nabiza o la berza blanca, va a ser un bien escaso a partir de las próximas semanas.

Las temperaturas de hasta ocho grados bajo cero han arrasado cientos de pequeños huertos y fincas de berzas de invierno. La situación es mala para este cultivo en municipios como Xinzo o Sandiás, pero en concellos de montaña como Baltar, Calvos u Os Blancos, la coyuntura es peor. Las plantas han quedado aplanadas y secas por el frío prolongado. «Se trata de un cultivo casi residual o minoritario, básicamente dedicado al autoconsumo y no tiene la misma trascendencia económica que el cereal o la patata, pero es verdad que la helada ha dejado las fincas de nabizas muy tocadas», asevera Servando Álvarez, responsable del Centro Agrogandeiro del Inorde de Xinzo.

La peor de las noticias para los amantes del caldo es que las bajas temperaturas y la escasez de precipitaciones va a continuar en las próximas jornadas. Eso puede dañar a otra de las joyas de la corona de la huerta ourensana, los grelos. Un agricultor antelano comenta: «A ver que pasa cos grelos, que empezan a saír agora. As nabizas non van aguantar moito máis se non mellora o tempo e non chove un pouco, e pudrirán todas». Estas plantas están habituadas al tiempo frío, ya que retienen el agua suficiente para poder sobrevivir pese al hielo; el problema es que la persistencia de la helada durante muchas madrugadas, unida al tiempo muy seco, acaban por dañar a la berza. La mayoría de los vecinos tienen nabizas plantadas en sus huertos pero no son pocos los agricultores ourensanos que las cultivan para su venta en mercados o a fruteros bien de la comarca o de otros puntos de la provincia.

Sequía

El año pasado ya se vivió una situación similar, aunque en esa ocasión fue la prolongada sequía invernal la causante directa del bajón en la producción de grelos y nabizas.

En esta ocasión, la escasez de precipitaciones ha vuelto a dejarse notar durante los últimos días del pasado año y los primeros del actual. El río Limia está prácticamente seco en varios tramos a su paso por Xinzo, Sandiás o Rairiz de Veiga.

Protege al cereal de invierno

La otra cara de la moneda es el cereal de invierno. Los bajonazos del mercurio son muy positivos para el trigo sembrado hace meses en cientos de hectáreas de Xinzo, Sandiás, Trasmiras, Sarreaus o Rairiz de Veiga. «Estas heladas son el mejor plaguicida que existe para el cereal, le protegen de las plagas que quedan prácticamente eliminadas y en el actual ciclo de desarrollo del cultivo el frío no daña a la planta», comenta Servando Álvarez.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La helada enfría el caldo para este invierno en la provincia