La Hidrográfica Miño-Sil ya ha retirado más de una tonelada de basura del río Barbaña

La mayor acumulación de residuos se concentraba en la zona de la plaza de Abastos


ourense / la voz

«Más de una tonelada de plásticos, cartones, botes, bolsas, restos de animales muertos, bandejas de porexpán con restos de comida, entre otros objetos». Eso es lo que se han encontrado los operarios de la brigada contratada por la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil para la limpieza de los ríos de la cuenca cuando han tenido que abordar la realización de esos trabajos en el cauce del Barbaña.

Además del impacto que sobre este río tiene la actividad industrial de los parques empresariales del área metropolitana, el Barbaña se ve afectado de forma recurrente por una importante cantidad de residuos de todo tipo debido a su carácter urbano y la celebración de la feria en sus inmediaciones los días 7 y 17 de cada mes. Así lo explica la Confederación Hidrográfica en un comunicado difundido ayer a los medios. En él, la entidad encargada de regular el uso y garantizar la calidad de los recursos hídricos de la cuenca Miño-Sil reconoce que la feria «es una actividad muy importante para el desarrollo y la economía de la capital», pero matiza que «es necesaria una mayor concienciación social de colaboración en el mantenimiento, cuidado y respeto de nuestros ríos».

El organismo comenzó el pasado mes de julio los trabajos de una brigada que se encarga, según precisan, de la retirada de los obstáculos «que supongan un riesgo de avenidas o inundaciones en los cauces, así como de las labores de conservación y limpieza de los mismos, enmarcadas en los trabajos de restauración hidrológico forestal y mejora de la conectividad de los cauces de la cuenca del Miño». En este cometido -que, tras el repaso al río Barbaña, continúa ahora con el Barbañica- la Confederación Hidrográfica invertirá más de 125.000 euros.

Vertidos industriales

Aunque los residuos urbanos agravan el problema del Barbaña, la principal preocupación con este río son los vertidos industriales. La nueva estación depuradora de aguas residuales de San Cibrao das Viñas ya está en funcionamiento y han sido instaladas cabinas de medición para controlar el estado de las aguas y detectar posibles vertidos contaminantes. De hecho, varias empresas, especialmente del polígono de San Cibrao, han sufrido la apertura de expedientes sancionadores.

La Confederación pide una mayor concienciación a feriantes y compradores

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La Hidrográfica Miño-Sil ya ha retirado más de una tonelada de basura del río Barbaña