El boicot interno a la candidatura del PSOE triunfó en 29 ayuntamientos

La división en el socialismo ourensano se acentúa tras las elecciones generales


ourense / la voz

Pese a que este domingo los socialistas perdieron 13.042 votos en la provincia (6.620 de ellos en la capital), el PSOE logró conservar su representación en el Congreso y el Senado. Teniendo en cuenta el contexto nacional, con el partido en caída, mantenerse debía haber sido motivo de celebración en el partido, pero el boicot interno a sus candidaturas ha contribuido a acentuar la división del socialismo ourensano.

El PSOE fue superado por En Marea y, de ese modo, quedó relegado a la tercera fuerza en la capital. La dirección local del partido culpa de ello a la campaña en contra que habrían orquestado miembros de la ejecutiva provincial afines al exsecretario general Pachi Vázquez e incluso integrantes de las candidaturas, molestos por la imposición de cabezas de lista diferentes a los mayoritariamente elegidos por la militancia.

Esa operación sería especialmente perceptible en la votación del Senado, en la que los electores marcan con una equis a los candidatos que desean. Durante buena parte del escrutinio la número dos, Teresa Taboada, que había sido la más respaldada por los militantes en el proceso previo al diseño de las candidaturas, superaba al cabeza de lista, Luis García Mañá. Deliberadamente, muchos votantes socialistas evitaron marcar su nombre en protesta por la imposición de candidatos y, aunque Mañá acabó ganando a Taboada, la situación ha encendido los ánimos de los socialistas.

Y es que la número dos acabó ganando al uno en varias mesas electorales de la capital y en 29 concellos de la provincia, cerca de un tercio del total. Entre ellos está el feudo de Pachi Vázquez, O Carballiño, donde la victoria de Taboada fue especialmente abultada (1.800 votos frente a los 1.610 de García Mañá) o en Xinzo de Limia, localidad a la que está vinculada Laura Seara. Ella, diputada hasta ahora, aspiraba a repetir, la militancia la respaldó mayoritariamente, pero fue laminada y ahora su pueblo devuelve el golpe dando la espalda al cabeza de lista presentado por el PSOE al Senado.

Taboada ganó por regla general en los ayuntamientos tradicionalmente controlados por Pachi Vázquez o sus afines. Así, además de los municipios citados, García Mañá fue boicoteado en hasta quedar en segundo o incluso tercer puesto de las preferencias socialistas en Amoeiro, A Arnoia, Avión, Bande, Baños de Molgas, Beariz, Os Blancos, Boborás, Castrelo de Miño, Castrelo do Val, Cenlle, Chandrexa de Queixa, Cortegada, O Irixo, Leiro, A Mezquita, Oímbra, Piñor, A Pobra de Trives, Punxín, Quintela de Leirado, Rairiz de Veiga, Ramirás, San Amaro, San Cristovo de Cea, Vilardevós y Xunqueira de Espadanedo».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El boicot interno a la candidatura del PSOE triunfó en 29 ayuntamientos