El humo de un incendio en Punxín amenazó el tráfico rodado en la AG-53

La Guardia Civil activó su protocolo de incendios, pero no fue preciso cortar ni desviar el tráfico rodado


ourense / la voz

El humo de un incendio en el municipio de Punxín, que afectó a unas ocho hectáreas, obligó ayer a la Guardia Civil de Tráfico a actividad su protocolo de incendios en previsión de que se pudiera ver afectado el tráfico rodado en la AG-53. Aunque no llegó a interrumpirse la circulación, dos patrullas de ese cuerpo permanecieron en la zona, a la altura del kilómetro 83,500, con el fin de intervenir ante un empeoramiento de las condiciones de visibilidad para la conducción. De hecho, ya estaban alertados también los servicios de mantenimiento de la autovía a Santiago, por si era necesario acometer alguna actuación para desviar el tráfico por la N-525.

La proximidad del cruce con la A-52 exigía una rápida respuesta, aunque en esta ocasión no fue necesario ejecutarlas.

Durante la jornada de ayer, aparte de este fuego en Punxín que se acercó a una carretera con gran intensidad de tráfico, se registró un incendio en el entorno de Souteliño, en el término municipal de Laza.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El humo de un incendio en Punxín amenazó el tráfico rodado en la AG-53