«Soy competitiva y saldré a ganar pero no me apetece esta fase final»

Sara Moreno habló con el psicólogo del Envialia para dejar atrás sus miedos en la vuelta a la competición


OURENSE

Sara Moreno Molina (Córdoba, 1985) es todo un ejemplo a seguir en el fútbol sala español, después de debutar con diecinueve años en la máxima categoría. Su palmarés presenta una tarjeta con cuarenta partidos con la selección española, tres ligas ganadas, dos súper copas y una Copa de la Reina, entre el club de su ciudad natal y un Ourense Envialia en el que llegará el próximo curso a su undécima temporada. Antes, tiene pendiente la disputa de otro título de la temporada regular, frente al Burela -su rival en el cruce-, el Alcorcón y el intratable Futsi Atlético de Madrid.

«Soy competitiva y saldré a ganar pero no me apetece esta fase final exprés. Sinceramente, siempre he sido aprensiva y, si me hubieran preguntado, sería de las que hubiera dicho que era mejor no volver a jugar hasta la próxima temporada», admitía la andaluza, especialista en transmitir buen rollo y con un peso importante en la plantilla de Morenín. En el club han puesto a su disposición los servicios de Christian Fernández, psicólogo que trabaja de modo habitual con el propio Envialia y con el resto de formaciones del Ourense CF: «Con él estuvimos hablando de las pautas sobre la forma en que voy a afrontar esa situación y me ha venido bastante bien. Sé que se va a trabajar mucho en nuestra seguridad, pero nunca puedes estar seguro al 100 %. Yo padezco de asma y, aunque eso no quiere decir que tenga más posibilidades de pillar el virus, sí que me causaría más problemas. La verdad es que no tuve ningún síntoma y mis compañeras tampoco, así que espero que todo se desarrolle con normalidad».

Sara sí encuentra motivaciones positivas que la hacen sentirse optimista, aunque sigue guardando todas las precauciones posibles: «Lo que más me anima a completar la temporada es volver a encontrarme con mis compañeras. Me pasé casi todo el confinamiento en casa y cuando se pudo empezar a salir a correr un poco, yo lo hice aquí alrededor de casa que hay zonas verdes. Como digo yo aún no he bajado a la civilización».

Centrándose en el plano más deportivo, Moreno Molina se afana en recalcar los merecimientos de su equipo, por colarse un año más entre los mejores de un panorama que intentan bipolarizar el Futsi y el Burela. De todos modos, cree que podrían hacerlo de igual modo si la competición regular hubiera llegado a su conclusión: «Este año nos lo merecíamos y mucho, es verdad que se puede bajar el nivel en cualquier momento, pero tras los dos primeros nos colocamos ahí y pienso que la ventaja era como para mantener ese puesto».

Y es que desde la llegada Morenín, el equipo ha desarrollado una renovación que sirvió para incluir a jugadoras muy jóvenes junto a veteranas que no han regalado minutos en ningún momento. Es el caso de la propia jugadora cordobesa, que incide en su hambre de competición a la hora de enfocar que tiene ante el horizonte más cercano: «Ya tengo 35 años, pero sigo saliendo a la cancha con las mismas ganas del primer día. Soy una deportista de carácter, aunque después fuera soy distinta y alegre. En general soy muy andaluza siempre, aunque también tengo mucho de gallega, porque aquí me han tratado muy bien».

En cuanto al esfuerzo de volver adquirir el punto de forma necesario también tiene sus dudas, pero está segura de que pondrán toda la carne en el asador: «No será fácil, el trabajo de mantenimiento lo hicimos todas, pero eso no es suficiente para recuperar el ritmo de competición. Será como si volviéramos todas de lesión y tendremos que esforzarnos en las próximas semanas. Al fin y al cabo, son cuarenta minutos y, si llegas a la final, la motivación te empuja aún más».

La renuncia del invicto Futsi dinamitó la planificación del «play off» exprés

El balance del Futsi Atlético de Madrid en la Primera División del fútbol sala femenino hacía entender a su directiva -y a muchos de los analistas y participantes en el torneo- en que los merecimientos para adjudicarse el título ya eran suficientes. La federación española, sin embargo, optó por los play off exprés en todas las categorías -tanto masculinas como femeninas- y el equipo de Navalcarnero se convirtió en la baja más sonada del período de inscripción, dejando el camino del título abierto a los gallegos Ourense Envialia y Burela, junto al Alcorcón de Vanessa Sotelo, que en principio pasaría directamente a la final.

Gonzalo Iglesias Morenín, entrenador de las ourensanas valora que «está claro que el club madrileño defiende sus intereses, pero también es evidente que no han puesto de su parte para llegar a un acuerdo, como pudo ser el de disputar las eliminatorias en septiembre, una propuesta que sí parecía convencer a los demás equipos». Y es que esa fue, por cierto la solución decidida para la disputa de la fase final de la Copa de la Reina, pese a que todos los participantes la afrontarán con sus nuevas plantillas del próximo curso.

Otro caballo de batalla que sigue siendo actualidad es el de fijar el escenario para la semifinal gallega entre el Burela y el Envialia. Con las noticias que apuntan a Málaga como sede, desde los dos clubes se ha manifestado que verían con buenos ojos no salir de su comunidad para disputar ese partido. El mismo Gonzalo puntualiza: «Me parece una petición del todo lógica, aunque los organizadores han optado últimamente por disputar al mismo tiempo las finales masculinas y femeninas».

En el caso de la final a ocho masculina se han inscrito todos los conjuntos clasificados, con la salvedad de que Osasuna Magna (el histórico Xota) ha condicionado su participación a disputar el torneo antes de finalizar junio o en el próximo septiembre, opción esta última por la que también se decantan otros seis equipos.

Test

Las jugadoras y cuerpo técnico del Envialia se someterán a los test del covid-19 el próximo lunes, desde las 18.30. Acudirán para eso a Oira en grupos de cinco personas, para que continúen a partir de las 20.00 los integrantes del Ourense CF de la Tercera División de fútbol.

Dos trabajos y autoexigencia en los entrenamientos

A primera golpe de vista, encuadraríamos a Sara Moreno en ese grupo de personas inquietas, que aprovechan al máximo sus días. Aunque el confinamiento forzado por la pandemia del covid-19 frenó de un modo notable su actividad, la andaluza se ha mostrado siempre muy dinámica durante su estancia en Ourense.

«Casi desde que llegué tengo dos trabajos y el primero me hace madrugar, porque soy auxiliar de ruta de transporte escolar, primero con alumnos del Instituto 12 de octubre y después con los niños del colegio de Casardomato. Cuando comenzó la crisis sanitaria ya se suspendieron las clases, pero entonces iba al terminar el viaje a Envialia, patrocinador del equipo, donde trabajo en el almacén de la empresa de transporte. Allí estoy mañana y tarde, pero tengo un descanso para comer y también para pasar por casa antes de irme a entrenar».

Y no es de las que regatea esfuerzos cuando se pone a disposición de su cuadro técnico: «Estoy acostumbrada a entrenar desde pequeñita, con 13 años ya entré en el Cajasur Córdoba y fui subiendo hasta el primer equipo, me gusta prepararme bien con el resto de las compañeras».

Esa mentalidad empujó a Sara a convertirse en una de las primeras jugadoras que confirmó su continuidad en el Envialia con vistas a la próxima temporada, un proyecto que ilusiona mucho; «En nuestra Liga los títulos están muy caros, pero los estamos peleando y en los últimos años se hicieron las cosas muy bien en el club. Desde que estoy aquí siempre hemos tenido equipazos, pero no es fácil conjuntarlos. María Arias e Iria son dos grandes jugadoras y Andrea es, además de eso, amiga personal mía, Estoy segura de que nos van a dar un plus. Este era un equipo que ya trabaja muy bien en defensa y eso es fundamental en este deporte. Tenemos que seguir mejorando».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

«Soy competitiva y saldré a ganar pero no me apetece esta fase final»