Campeones con retos cotidianos

El circuito Correndo por Ourense termina en A Carballeira con Luis Iglesias y Begoña Domínguez como líderes


Ourense

El domingo concluye, con la sexta y última carrera de A Carballeira, el circuito de pruebas populares Correndo por Ourense. Begoña Domínguez, del Atletismo Arenteiro, llega a esta cita con los deberes hechos y el título en el bolsillo. Participó en todas las carreras anteriores y en cada una consiguió el primer puesto de su categoría, sénior femenina, además de ser la primera en O Vinteún y A Ponte. En la clasificación masculina, su compañero de club, Luis Iglesias Raña, necesita correr en A Carballeira y lograr un buen puesto, al menos por delante de Julián Romero, para culminar como ganador del circuito de este año, en el que se impuso en cuatro pruebas.

Begoña tuvo como principal competidora, hasta la carrera de A Ponte, a Iria Fernández. Mari Arias (Pato Blanco Celanova) fue tercera. En cualquier caso, la ya ganadora de esta edición se refiere a sus rivales como «compañeras». Para ella, que lleva tres años corriendo, el reto principal es superarse a sí misma y mejorar los registros personales. «O meu reto é competir co meu tempo. O que preparo son sobre todo dez miles e a idea é sempre baixar a marca persoal. Menos na San Martiño, que é a carreira de Ourense e que nos gusta, pero na que non vou a facer marca», desvela la corredora.

Para Luis Iglesias Raña, la motivación para un atleta aficionado, como recalca que es su caso, es poder ver su nombre al lado de otros ganadores del circuito que son referentes para él, como Javier Paredes, Rubén Diz o Pepe Márquez.

Desde esta próxima temporada, Begoña tendrá que competir en la categoría máster y está probando en pista pruebas como los 800 o los 1.500 metros. Un nuevo reto. En su grupo de entrenamiento no coincide habitualmente con Luis Iglesias Raña. Son 56 en el club, de distintos concellos y con distintos trabajos y también, con distintas marchas y velocidades. «Hai moi boa sintonía, levámonos ben, é unha gran familia», dice la atleta. Javier Paredes es el entrenador que diseña la preparación, con distintas rutinas, en el caso de Begoña, para cinco días a la semana. «Cando o pasas ben é adestrando. Competindo pensas na carreira ou en gañar. No adestramento desconecto, cargo pilas», dice.

Esa desconexión que consigue al correr fue lo que la reenganchó a este deporte, que había practicado de niña en la modalidad escolar en su Bande natal. Ya destacó en aquella etapa, pero por aquel entonces no había club en la localidad banduense. Hoy sí. Y volvió a llamar la atención corriendo sobre la cinta de un gimnasio. Probó en una carrera en Bande, sintió que correr le servía para desconectar de una situación complicada y se enganchó al deporte. Luis Iglesias también comenzó en el cros escolar y cree fundamental inculcar el deporte en los niños.

Delineante de profesión, la jornada intensiva le permite a Begoña compatibilizarlo los entrenamientos. Más complicado lo tiene Luis, que es bombero forestal y trabaja por turnos como jefe de una cuadrilla de extinción de incendios, además de ser concejal del grupo de gobierno (PP) en el Concello de Leiro, donde lleva las áreas de turismo y deportes.

Iglesias Raña estima que para equilibrar todo -en su caso entrenamientos diarios de hora y media o dos - tienen que darse tres condicionantes: un equipo, un grupo de entrenamiento «excepcional» (con gente como Alejandro Fernández, Rubén Diz o Pepe Márquez) y la familia que apoye. «A miña muller axúdame moito a conciliar. Co equipo síntome moi cómodo, en especial cos compañeiros José Manuel Corral e José Canda», trío que hizo ganar al Arenteiro como equipo el nacional máster de medio maratón.

De las carreras del circuito ourensano, a Begoña la que más le gusta es la de A Ponte. A este barrio llegó con 17 años y le tiene aprecio; también porque es de las pruebas más rápidas. La de O Couto le gusta por ser nocturna. La progresión de Begoña Domínguez en este circuito ha sido natural. El primer año fue campeona de su categoría, el segundo fue subcampeona por detrás de Vicky Losada y en este tercero, triunfo absoluto entre las féminas. No necesitaba ir a de A Carballeira pero irá, aunque es de las duras, por las cuestas. Se pondrá el reto de mejorar su papel del año pasado y de ganar, porque en esta prueba regalan a los vencedores una chapela, una motivación más para Begoña.

A Luis también le gusta particularmente la carrera de A Ponte, porque es la de su barrio. «Todas son bonitas, cada unha ten o seu encanto. A da Carballeira é un sube e baixa e o ritmo non é como o dunha carreira chá», describe. Iglesias dice que no se considera «nada» como atleta y su secreto solo está en «adestrar moito» y medirse para no tener lesiones.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Campeones con retos cotidianos