Jácome llega a los 100 días con muchos frentes abiertos y críticas de la oposición

El gobierno ourensano se ha centrado por ahora en la reorganización del Concello


Ourense

Dice la tradición política que a partir de los cien primeros días de gobierno es cuando se puede empezar a analizar con cierta perspectiva la gestión de los nuevo alcaldes. Gonzalo Pérez Jácome tomó el bastón de mando del Concello de Ourense el pasado 15 de junio, por lo que cumplirá los cien días el próximo lunes. Sin embargo, Ciudadanos convocó este viernes una rueda de prensa para hacer ya ese balance y eso ha forzado de un modo u otro a posicionarse al resto de grupos. El regidor llegará a esa fecha con muchos frentes abiertos y con fuertes críticas por parte de la oposición y de los sindicatos.

En este tiempo se han producido avances, tímidos y lejos todavía de ser definitivos, en relación a la aprobación del PXOM o de unos nuevos presupuestos, proyectos ambos bloqueados desde hace tiempo en el Concello de Ourense. Jácome mostró desde un primer momento su intención de poner orden en el funcionamiento interno de la Casa Consistorial, pero sus relaciones con los trabajadores son tensas. Además de duplicar el número de asesores para rodearse de personal de su confianza, ha hablado de una «mafia policial» y otra del «escaqueo». Ha ordenado la puesta en marcha de un sistema de control horario y ha acusado a algunos empleados de utilizar mal los vehículos municipales.

Precisamente, una de las medidas estrella anunciadas a lo largo de estos meses por el nuevo alcalde ourensano ha sido la venta de los coches oficiales que hasta ahora utilizaban sus predecesores. Según dijo, empezará subastando (con un precio de salida de 3.000 euros) el Audi A6 comprado en el año 2004 que se utilizaba en los viajes largos. Sin embargo, el procedimiento administrativo para ello aún no se ha puesto en marcha.

Entre lo que sí se ha hecho destaca la contratación de una empresa especializada para ahuyentar con la ayuda de águilas a los miles de estorninos que invaden algunas zonas de la ciudad. Los trabajos comenzaron esta misma semana. Por otra parte, el gobierno local también ha asumido con especial interés la transformación de la movilidad en la ciudad y planea seguir adelante con las peatonalizaciones previstas en el conocido como Plan Móvete por Ourense pese al caos que provocó el corte de tráfico temporal que se probó este miércoles en el entorno del parque de San Lázaro.

Promesas electorales y proceso de aprendizaje

Con respecto a las grandes promesas electorales de Democracia Ourensana, no se ha informado de avances en relación al parque acuático, pero Jácome sí considera que su prometido centro de investigación artificial tiene acomodo en el proyecto que la Diputación está desarrollando en el edificio inteligente de la Finca Sevilla. Por otra parte, aunque con retraso sobre lo previsto, el alcalde asegura que próximamente anunciará la idea que propone para resolver la situación de los contenedores subterráneos -clausurados desde el año 2014 por motivos de seguridad- y para reabrir la plaza de Abastos de A Ponte. En ambos casos, el programa electoral de Democracia Ourensana comprometía que en noventa días estaría todo arreglado.

«No se puede llegar, como nosotros llegamos nuevos, y empezar a tomar medidas a lo loco», razona el portavoz de la Junta de Gobierno Local, Miguel Caride. El edil de DO pone el ejemplo de profesionales como médicos o abogados, que deben hacer prácticas antes de trabajar, según dice. «Los que llegamos nuevos, tenemos que aprender», argumenta Caride, que asegura que el trabajo del ejecutivo municipal está siendo intenso y que pronto empezarán a verse los frutos de todo ello con claridad. «Tenemos cuatro años por delante para transformar la ciudad», dice el portavoz de la Junta de Gobierno, que aprovecha para arremeter contra la oposición: «No hacen más que decir barbaridades».

La oposición también dirige sus ataques al PP ourensano

El alcalde -acompañado de su número dos, el popular Jorge Pumar- hará su propio balance de estos primeros cien días el lunes y está previsto que el PSOE haga lo mismo después. De hecho, el portavoz socialista, Rafael Rodríguez Villarino, no quiso avanzar mucho al respecto. «Imos facelo despois de que se luza o actual grupo de goberno. Cando vexamos os seus resultados e os seus logros en todo este tempo, nós faremos a nosa avaliación tamén para ter un contrapunto e poñer algo de obxectividade», ironizó.

José Araújo, portavoz de Ciudadanos, tildó de «fracaso» la gestión de Jácome e hizo hincapié en que «quen está permitindo todo isto é o PP, que é cómplice de que nesta cidade reine o caos». Araújo cree que su expartido está apoyando a un «alcalde friki» para llegar con tranquilidad a las elecciones autonómicas. Sin embargo, opina que la formación popular está «destrozada» a nivel local.

En este sentido, el portavoz del BNG, Luis Seara, dice que en Ourense hay «un tripartito de Feijoo, Baltar e Jácome no que goberna Baltar a través de persoa interposta». La coalición, añade, ha resultado ser «ineficaz e sen ideas». Además, según dice el nacionalista, «se sustenta polos responsables da parálise do Concello nos últimos anos e unha panda de amigos que viñeron a servirse do Concello colocando unha nómina de afíns sen precedentes».

Continuismo sin sobresaltos en el bipartito de Verín

Continuismo casi absoluto en nombres y en atribuciones. El bipartito PSOE-BNG verinense apenas ha sufrido variaciones con respecto al anterior mandato. Con el regidor socialista Gerardo Seoane Fidalgo y el primer teniente de alcalde del Bloque, Diego Lourenzo Moura al frente, el ejecutivo de Verín perfila sus futuros proyectos inmediatos a corto y medio plazo. La puesta en marcha de un nuevo cementerio en las afueras de la villa, la creación de una nueva zona verde junto al auditorio o la futura reforma de la avenida de Portugal son algunas de las iniciativas que se activarán próximamente.

La situación económica del Concello es razonable, por lo que la capacidad de inversión durante los próximos años puede permitir realizar algunas iniciativas pendientes, como la construcción de viviendas tuteladas para mayores en el rural. En el ámbito deportivo, en los próximos meses se concretará el proyecto de reforma del estadio municipal Xosé Arjiz. El alcalde, Gerardo Seoane, valoró positivamente estos tres primeros meses de gestión y reafirmó su sintonía con sus socios de gobierno. Seoane, que estuvo cerca de conseguir la mayoría absoluta en los últimos comicios, llegó a aseverar en su día que hubiera apostado por el bipartito, incluso si hubiese conseguido esa mayoría.

La sintonía entre nacionalistas y socialistas es similar a la de los pasados cuatro años y no se atisba ninguna fisura o discrepancia relevante en la labor de gobierno. La futura ampliación de la Eurocidade a toda la comarca o la puesta en marcha del futuro polígono empresarial de Tamagos son algunas de las propuestas estrellas del bipartito de cara a los próximos cuatro años. Sus únicos oponentes, el PP de Jiménez Morán, han adoptado un perfil bajo en estos primeros meses de mandato a la espera de un futuro relevo en la presidencia local de la formación, aún sin fecha.

Las mismas caras para dar continuidad al proyecto en O Barco

El PSOE renovó el pasado mes de mayo los diez concejales que había conseguido en 2015. La candidatura liderada por Alfredo García no solo repetía números, sino también caras. Ningún concejal del grupo de gobierno cambió tras las municipales, y tampoco hubo remodelación en el reparto de competencias. Así que no hubo traspaso de poderes, ni puesta al día, ni transición. «Xa estabamos en marcha desde o primeiro minuto», resume el alcalde en funciones, Tino Alonso. Y añade: «Hai un montón de obras en marcha que estaban previamente encauzadas», en referencia a la circunvalación (el lunes será la colocación de la primera piedra), la reparación de la piscina climatizada o la ampliación de la guardería. De la oposición, en la que sí hay caras nuevas, como el nacionalista Suso Vilasánchez (el BNG regresaba al salón de plenos tras cuatro años de ausencia); o varios concejales del PP, que ahora lidera Sabina Aguado. De todos ellos dice Alonso que «están colaboradores en positivo».

Tampoco hay grandes críticas desde la oposición. El edil de Riada Cidadá, Félix García, explica que entre las vacaciones y las fiestas, apenas ha habido actividad. Dice que comenzará el lunes, con la primera piedra de la circunvalación, en un acto que califica de electoralista. «O único que se fixo nestes dous meses foi concretar máis diñeiro para que a piscina empece a funcionar o máis pronto posible, é o único que se pode destacar. Do resto, seguimos sen persoal suficiente en obras e xardíns, o que repercute no estado das aldeas e das estradas», dice. Por su parte, Vilasánchez destaca el carácter «asequible» del alcalde y su gobierno; pero cree que falta dejar ya las grandes obras para centrarse en los ciudadanos, y defender más el hospital.

La Voz intentó sin éxito contactar con Sabina Aguado para conocer la valoración del PP sobre los 100 días del mandato.

La privatización de servicios y la rebaja de impuestos ha marcado la agenda del gobierno local de O Carballiño

El panorama político tras las municipales y la intensa agenda estival en el municipio de O Carballiño no ha dejado mucho protagonismo a las acciones del nuevo gobierno local. El socialista Francisco Fumega gobierna en solitario y el nuevo escenario le ha permitido consolidar un equipo de concejales con dedicación al Concello, además de contar el edil de Cultura Diego Fernández con dedicación exclusiva en la Diputación. El verán cultural, la Festa do Pulpo o el Setembro han marcado la agenda. Aunque Fumega ha avanzado algunas de las prioridades del Concello do Carballiño para el futuro próximo. La privatización de la recogida de basura —se baraja licitarla por 900.000 euros— o la revisión de la concesión del servicio del abastecimiento de agua —concluye el 1 de abril el contrato con Viaqua— son asuntos que están sobre la mesa.

La oposición municipal ha cuestionado la política desarrollada por el equipo de Fumega en estos cien primeros días de gobierno. Desde Espazo Común su portavoz, Adolfo Nogueira, considera que el balance no puede ser más negativo. «Os veciños están moi sorprendidos, e para mal, só hai que ver as obras da Alameda —sin prazo de remate y sin proxecto definido—, como se lle reclaman os veciños de Arcos taxas ou como se lle perdoan os impostos a determinada xente, por non falar do anuncio de privatización». Ricardo Perea (PP) recordó que «non se fixo nada por ampliar o polígono da Uceira, por sacar adiante a Oferta Pública de Emprego, por renovar os servizos de Recadación e Axuda no Fogar. O alcalde leva tres meses de vacacións».

El gobierno a cuatro de Xinzo culpa de sus males al Partido Popular

La gestión del gobierno cuatripartito de Xinzo, PSOE-BNG-AXIL y XA se ha encontrado con varios problemas en sus primeros tres meses de funcionamiento. La alcaldesa socialista, Elvira Lama, afirma que no hay liquidez en las arcas municipales por el derroche supuestamente ejecutado por el anterior gobierno popular.

Una campaña de limpieza de la villa, el adecentamiento de algunas pistas, la preparación de las fiestas del entroido y la planificación del próximo presupuesto municipal han sido algunas de las actuaciones de un gobierno que aún tiene muchos retos pendientes por delante para los próximos cuatro años. La potenciación del sector agrario, la mejora de servicios sociales y de la seguridad ciudadana son algunos de los objetivos que se plantea el cuatripartito de cara a este mandato.

El BNG, antiguo socio de gobierno, lidera las demandas en Barbadás

El gobierno en solitario, y en minoría, del PSOE en Barbadás ha ido cubriendo los primeros cien días de mandato con el objetivo de reestructurar y consolidar sus áreas de trabajo. Aunque Xosé Carlos Valcárcel reiteró que el BNG tenía su espacio para renovar el acuerdo de gobierno, los nacionalistas decidieron quedarse en la oposición por considerar que era el lugar donde los habían situado los ciudadanos. El portavoz nacionalista, Serafín Núñez, se ha mostrado especialmente activo en los primeros cien días de mandato: «Había unha serie de obras que se iniciaron no último tramo do mandato e o que reclamamos é que se rematen porque xa deberían estar feitas».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Jácome llega a los 100 días con muchos frentes abiertos y críticas de la oposición