El acusado de provocar un incendio en Os Blancos insiste en el juicio en que «quería quentar uns chourizos»

Los guardias civiles que investigaron los hechos, ocurridos en la oleada de fuegos de octubre del 2017, dicen que el riesgo era extremo y lo atribuyen a un «mecherazo»


Ourense / La Voz

En la Audiencia provincial de Ourense se celebra este jueves el juicio por un incendio forestal registrado en octubre del 2017, en plena oleada de fuegos, en la localidad de Os Blancos. En el banquillo de los acusados se sienta Miguel Ángel M. N., un funcionario de justicia residente en Vigo para el que la fiscalía pide una pena de cinco años y medio de cárcel. El acusado, que solo ha contestado a las preguntas de su abogado, ha vuelto a alegar que hizo fuego para «quentar uns chourizos», aunque la llama se propagó enseguida y no pudo sofocarlo. Ese día había riesgo extremo de incendio.

El acusado ha explicado que trató de pedir ayuda pero no encontró el móvil. Se marchó de allí porque tenía miedo por su perro, y cuando llegó al coche apareció otro vecino que fue quien llamó a emergencias.

Varios agentes han declarado que con las condiciones climatológicas que había ese día plantar fuego era muy peligroso porque el terreno era como pólvora, y también han explicado que en el lugar de los hechos no se hallaron evidencias de que el fuego se hubiera iniciado en una hoguera. Uno de ellos lo ha atribuido, explícitamente, a «un mecherazo». También han dicho que la finca estaba llena de maleza.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El acusado de provocar un incendio en Os Blancos insiste en el juicio en que «quería quentar uns chourizos»