El 56 % de los ourensanos ven positivas las paradas antiacoso del bus urbano

Los vecinos de la capital que más confían en que aumente la seguridad de las mujeres tienen entre 30 y 64 años


ourense

Esperar a que una amiga entre en el portal, intercambiar mensajes entre todas las chicas de la pandilla al llegar a casa o coger un taxi para recorrer una distancia que de día se cubriría a pie son recursos que muchas mujeres, muchas ourensanas también, habrán utilizado en infinidad de ocasiones a la hora de regresar a casa ya entrada la noche. Desde hace un mes existe una posibilidad más, institucionalizada: que el autobús urbano del servicio nocturno acerque hasta su domicilio a las mujeres que lo utilicen para llegar a casa. Más allá del debate sobre si lo necesario sería evitar que las mujeres tuviesen miedo, y motivos para sufrirlo, parece claro que la medida ha causado buena impresión entre los ourensanos. Es una de las conclusiones que se extrae del barómetro elaborado por Sondaxe para la edición ourensana de La Voz de Galicia. El 56 % de los consultados asegura que las denominadas paradas antiacoso en el bus urbano nocturno contribuirán a aumentar la seguridad de las mujeres. Lo contrario lo opinan un 17 % de los encuestados mientras que dos de cada diez aseguran que no saben en qué consiste esta iniciativa. Se trata de algo que entra dentro de lo previsible ya que hace apenas un mes que se puso en marcha este servicio, que está en período de pruebas, y que ya funcionaba en otras ciudades gallegas como Vigo.

Los hombres confían más

En cuanto a los resultados en función del sexo no hay excesiva diferencia aunque la opinión positiva de los hombres supera, por poco, a la de las mujeres y a la media, con un 57,5 % de ourensanos que consideran que habrá más seguridad gracias a este servicio.

Por edades, hay dos franjas más destacadas: la de 30 a 44 años y la de 45 a 64. Un perfil en el que encajan, sin duda, muchos padres que podrían estar poniendo en valor la seguridad de sus hijas. Hasta el 64,4 % de los consultados valoran la aportación de las paradas antiacoso frente al 57,3 % de las personas que tienen entre 18 y 29 años. Más despreocupación y más desconocimiento se detecta entre los mayores de 65 años.

Menos en la capital

Si los datos recopilados por Sondaxe en la encuesta se clasifican en función del lugar de residencia resulta curioso comprobar que son los habitantes de fuera de la capital pero de localidades con más de 5.000 habitantes los que consideran, en mayor medida, que la posibilidad de que el conductor del autobús acompañe a las usuarias del mismo durante la noche hasta su portal repercutirá en la seguridad de las ourensanas. Se mueven entre el 68,4 y el 65,1 % frente al 54 % de la propia capital, que es donde de presta el servicio. Como es lógico, donde hay menos personas que desconocen esta iniciativa es precisamente en la ciudad, ya que tanto el Concello como la propia empresa concesionaria del servicio de autobús, Urbanos de Ourense, están divulgando la medida que presentaron, después de algunos trámites, el pasado mes de diciembre.

Voto y estudios

La encuesta de Sondaxe para La Voz de Galicia también tiene en cuenta otro criterio a la hora de poner en valor los resultados. Se trata del recuerdo de voto de las municipales. Así, son los simpatizantes de Ourense en Común los que están más convencidos de la utilidad de las paradas antiacoso, con un 66,4 % de los consultados. Les siguen los de PSOE y DO, con un porcentaje idéntico del 61,5 por ciento; los del BNG, con un 58,3 y finalmente los del PP (que es el partido que gobierna en el Concello de Ourense y que ha puesto la medida en marcha) se quedan en el 49,3 %.

Respecto al nivel de formación reglada, la conclusión que se extrae es que a menos estudios, menos conocimiento del plan puesto en marcha por la concesionaria, Urbanos de Ourense, y menos confianza en él en lo que se refiere a la eficiencia de las paradas antiacoso para favorecer la seguridad de la mujer durante las noches del fin de semana.

De 2 a 3 mujeres han solicitado el servicio cada noche desde que funciona

Las paradas antiacoso del servicio nocturno del autobús urbano de Ourense empezaron a funcionar el pasado 7 de diciembre de manera que la medida lleva en marcha poco más de un mes. No es demasiado tiempo para poder hacer un balance (de hecho hay gente que todavía no conoce la iniciativa) pero también es verdad que, al coincidir las fiestas navideñas, aumentó el número de salidas nocturnas y, por tanto, el servicio ha tenido más potenciales usuarias en las últimas semanas.

El concejal responsable de Movilidad en Ourense, José Araújo, recuerda que las paradas antiacoso están en período de prueba y que el objetivo es intentar ampliarlas a más líneas sucesivamente. En este momento está disponible los viernes de 23.00 a 6.30 horas y los sábados y vísperas de festivos de 23.00 a 7.00 horas. Funciona en las líneas nocturnas, que son Vinteún-A Cuña y Residencia- Estación de Autobuses, en el conocido como Moucho Bus.

Previsiones

Hasta el momento, según fuentes del Concello de Ourense, no son muchas las usuarias que recurren a esta posibilidad. Cada noche de las que está disponible pueden solicitar esta modalidad de parada al conductor del autobús de dos a tres mujeres. En todo caso, la previsión es que la demanda vaya aumentando de forma lenta pero continua.

Con pocos datos aún para la valoración, lo importante es que las mujeres ourensanas tienen el servicio a su disposición. Urbanos de Ourense se encarga de difundirlo y la propia encuesta de Sondaxe para la edición ourensana de La Voz certifica que esa labor de información es necesaria porque dos de cada diez vecinos de la capital aún no conocen esta posibilidad.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El 56 % de los ourensanos ven positivas las paradas antiacoso del bus urbano