Ourense evita «in extremis» perder dos millones en subvenciones

La oposición criticó al gobierno por la demora pero no bloqueó la firma de convenios para financiar la rehabilitación de viviendas


Ourense

El Concello de Ourense celebró ayer un pleno extraordinario y urgente -este viernes toca el ordinario del mes de octubre- para aprobar la firma de los convenios con el Ministerio de Fomento y el Instituto Galego de Vivenda e Solo para impulsar la rehabilitación de viviendas en las zonas declaradas como ARRU (áreas de reforma urbana). Según explicaron el alcalde y el concejal de Urbanismo, esos documentos debían estar en Madrid este miércoles como muy tarde, de modo que el Concello de Ourense podría haber perdido cerca de dos millones de euros en subvenciones si la propuesta del gobierno local no hubiese sido aprobada ayer.

El acuerdo salió adelante con los votos a favor del ejecutivo popular así como los de Democracia Ourensana y PSOE. Ourense en Común se abstuvo. En todo caso, aunque la oposición no bloqueó la aprobación de este asunto, el PP no pudo evitar las críticas, especialmente las del portavoz de DO, Gonzalo Pérez Jácome. Este acusó al gobierno local de entregar la documentación del pleno a la oposición con poco tiempo para estudiarla. Eso, según dijo, supone un «desprecio total» al resto de grupos. «Usted cree que tuvo un resultado de mayoría absoluta cuando está en minoría. Vive en otra realidad», dijo Jácome, que culpó de la urgencia a la mala gestión del gobierno local: «En la Administración solamente se hacen las cosas in extremis cuando se hacen mal».

El líder de DO explicó, no obstante, que no permitiría que por la «negligencia» del PP se perdiesen las subvenciones previstas para que los vecinos de las zonas afectadas rehabiliten sus viviendas. El portavoz del PSOE, José Ángel Vázquez Barquero, fue el único de la oposición que no intervino ayer. Sí lo hizo la concejala de Ourense en Común Montse Valencia, que disculpó la ausencia del candidato de la marea por «unha cuestión de axenda». La edila centró sus críticas en la tardanza del gobierno local en entregar la documentación y preguntó por qué en unas zonas las ayudas son mayores que en otras. «Preguntamos o ano pasado e seguimos sen saber por que», dijo Valencia, que justificó su abstención en «déficits na información e premura nos prazos».

Las explicaciones del ejecutivo popular no dieron satisfacción, por lo tanto, a la oposición. El convenio, según explicó el alcalde, Jesús Vázquez, no llegó al Concello hasta el pasado martes por la mañana. Después, el interventor expuso la necesidad de aprobar este asunto en sesión plenaria, algo que no ha ocurrido en ciudades como Santiago, Pontevedra o Lugo, según aseguró el concejal de Urbanismo, Jesús Cudeiro, que agradeció a los funcionarios locales su «agilidad».

Sea como sea, la aprobación ayer de estos convenios permitirá movilizar un total de 3,4 millones de euros para la rehabilitación de viviendas en los ARRU del casco viejo, Seixalbo, O Polvorín-As Camelias-A Carballeira y San Mamede-Cruceiro Quebrado-A Inmaculada.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Ourense evita «in extremis» perder dos millones en subvenciones