Vázquez Barquero, un líder movido por la fe en sí mismo

El actual portavoz se rebela ante sus detractores y aspira de nuevo a encabezar al PSOE. Villarino no descarta presentarse


Ourense

Si algo no le falta a José Ángel Vázquez Barquero (Ourense, 1960) es confianza en sí mismo. Lo volvió a demostrar ayer al anunciar que se presentará a las primarias convocadas para elegir al candidato socialista a la alcaldía de Ourense. No le han amedrentado ni los malos resultados de las elecciones del 2015, ni la negativa valoración que recibe él personalmente en las encuestas ni los recados enviados desde instancias superiores del partido pidiéndole que se echase a un lado. De hecho, con su movimiento de ayer, Vázquez Barquero se convierte en el primer aspirante con posibilidades reales, dado que hasta ahora solo Jainer Barros -un militante de base sin apoyos conocidos- ha anunciado su intención de competir también en estas primarias.

El actual portavoz municipal sí cuenta con cierto respaldo interno, aunque habrá que ver si conserva todos los que tenía en el año 2015. Entonces, Vázquez Barquero logró convertirse en candidato a la alcaldía de Ourense después de derrotar a todo un exconselleiro y ex secretario general del PSdeG como Pachi Vázquez. Lo logró, en buena medida, gracias al apoyo de la corriente conocida como «tercera vía». Su cabeza visible, Javier Rey, decía ayer estar a la espera de una reunión con sus compañeros, pero se especula con la posibilidad de que también se presente o que directamente apoyen a Rafael Rodríguez Villarino. El secretario provincial del PSOE, que actualmente es alcalde en Amoeiro, no descarta presentarse. «Eu farei o que sexa mellor para o partido. Se o partido cree que iso é o mellor, fareino», señaló el líder socialista, que valoró como «unha decisión lexítima» el anuncio de Barquero. «Ten o mesmo dereito que calquera outro militante», remachó Villarino.

Aunque él no lo diga explícitamente, está claro que la posibilidad de que el actual portavoz municipal del PSOE repita como candidato no gusta a la dirección provincial del partido. Los resultados con Barquero como cabeza de lista en el año 2015 fueron poco menos que una debacle para la formación, al pasar de los 20.896 votos del 2011 a casi la mitad: 10.191. Hay que recordar que el PSOE venía de un mandato convulso por la detención del entonces alcalde, Francisco Rodríguez, por las luchas internas entre los concejales socialistas y por la ruptura del bipartito con el BNG. Barquero había tenido un papel fundamental en aquellos ejecutivos, primero como director general y, finalmente, como concejal responsable de varias áreas trascendentales e incluso como portavoz del grupo.

Con esa mochila a sus espaldas y, tras los resultados cosechados en el año 2015, Barquero ha ejercido durante este mandato su labor de oposición sin dedicación exclusiva, compatibilizando esa tarea con su trabajo como profesor en la Facultad de Empresariales. Sus detractores recuerdan que su papel como opositor no está siendo bien valorado por los ourensanos. Se refieren, por ejemplo, a la última encuesta electoral de Sondaxe, en la que los propios votantes del PSOE le daban un suspenso (un 3,9 sobre 10).

Él, sin embargo, mantiene la fe en sí mismo. Y asegura que no es el único. «Mantiven nas últimas semanas moitas conversacións con compañeiros do partido e tomei a decisión de dar un paso adiante», señaló Vázquez Barquero, que se mostró confiado en que este proceso no supondrá una fractura en el seno de la organización. Teniendo en cuenta los precedentes que hay en el PSOE, está claro que al portavoz municipal no le falta fe.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Vázquez Barquero, un líder movido por la fe en sí mismo