Una experiencia sensorial cruda

El Torgal programa cada otoño un ciclo de música americana en directo


ourense / la voz

Hace nueve años que el otoño tiene identidad propia en Ourense. Y como la personalidad de cualquiera, se fue forjando en la intimidad. Del interior tenue del Café & Pop Torgal surgió con fuerza un ciclo de música que va por su novena edición y que crece controladamente bajo el escrutinio de David Pedrouzo, el que lo inició todo.

«El ciclo está basado en la música americana y yo la música americana siempre la defino como un árbol que tiene infinidad de ramas. En American Autumn lo único imprescindible es que se trate de propuestas que vengan de Norteamérica. Es decir, Canadá, Estados Unidos y México», cuenta. Y es precisamente de ese último país de donde procede la apuesta más innovadora que recalará en Ourense este otoño. Los Hijos de la Montaña es una mezcla entre mambos mexicanos y folk -entre otros estilos- que no tiene nada que ver con lo que hasta ahora se ha ofrecido dentro del ciclo. La cita será el 29 de noviembre. Pero antes, este viernes, Molly Burch actuará a las 22.00 horas -todavía quedan entradas-.

El Torgal es un territorio en el que público y artista se respiran. Se interpelan y se provocan sensaciones de un modo recíproco. Puede que ahí resida el motivo de que a los más puristas les costase entender que, desde hace unos años, haya crecido y se haya abierto a ciudades como Madrid, Coímbra y, este año, Santiago de Compostela. Sin embargo, Pedrouzo considera que lo sustancial del American sigue en pie. «La esencia del ciclo, en lo que es Ourense, no ha cambiado desde la primera edición. Buscamos mantener las distancias cortas con el público y ofrecerles una experiencia musical más cruda que en otros espacios. Lo que ha ido cambiando es el público, gente que se ha ido y gente que ha venido a vivir aquí», explica. Él se plantea el salto a otras ciudades de un modo sosegado. «Ahora mismo estamos donde queremos estar. Continuamos aquí porque es donde nació el ciclo y de donde nunca se va a ir, pero Madrid es un motor económico importante que da oxígeno. Estamos en Coímbra porque Portugal es un país al que tenemos que mirar porque culturalmente en algunos aspectos está por encima de nosotros. Y Santiago es algo simbólico que ampliamos porque considerábamos que para Swans -que tocará el 7 de octubre en Capitol- era el espacio ideal», afirma.

Y si la resistencia es un acto de fe, como algunos consideran, desde el Torgal supieron cómo aguantar el tipo hasta que llegaron los refuerzos. «La suerte que tuve yo con el American fue que, justo cuando me estaba planteando si seguir adelante con el proyecto o no, hubo un bum de público y apareció Estrella Galicia. Ahí pensé que si semejante marca se fijaba en nosotros es porque la idea tenía recorrido», sopesa. Aunque lo que siempre tuvo claro es que quería seguir apostando por intérpretes que no son conocidos para el público, pese a que cada año se cuelen en el cartel grupos o cantantes de renombre. «Lo que siempre se intentó con este ciclo es ser prescriptores de un tipo de artistas que en Ourense no tenían su espacio», añade. Algo que en parte se hacía desde otra trinchera: la del jazz, en el Café Latino. «Nunca lo digo pero sí que me inspiré un poco en lo que organizaban allí cada año y traer gente de un nivel medio-alto a una ciudad pequeña no es tarea sencilla», señala conscientemente.

«Lo hicimos un poco pensando en los conciertos a los que a nosotros nos gustaría ir -puntualiza- y también es cierto que yo estaba acostumbrado a que todas las propuestas musicales que programaba por aquel entonces fuesen creciendo y gustasen. Aunque después de la primera edición dudamos si repetir o no. Pero seguimos insistiendo porque creímos que merecía la pena», recuerda entre café y café que sirve a los que peregrinan al templo las últimas horas de cada tarde. «Es cierto que al principio estaba más centrado en el folk americano, porque era el estilo más conocido, pero a medida que el ciclo ha ido creciendo hemos ido probando otros. De hecho estoy intentando que se deje caer por aquí un artista que juega con el hip-hop también».

Todavía quedan entradas para algunas de las citas.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Una experiencia sensorial cruda