Los caravanistas esgrimen su gasto diario para pedir un área en la ciudad

La asociación gallega tilda de ilógico que Ourense no tenga un espacio para ellos


ourense / la voz

Una treintena de caravanas, con un centenar de viajeros, se instalaban ayer en el recinto del Campo da Feira de la capital ourensana guiados por la Policía Local. Eran los participantes en la cuarta Ruta de Autocaravanas Yakart, que desde el pasado 30 de junio y hasta el 9 de julio recorre Galicia para divulgar entre aficionados a este tipo de turismo llegados de toda España los atractivos de Galicia. Pero no es su único objetivo. «O segundo é que todos os concellos se conciencien e que fagan áreas de autocaravanas», señala Antonio Jul Villamor, presidente del Caravaning Club Yakart, organizador de la iniciativa recordando que precisamente Ourense es una de las dos grandes ciudades gallegas -la otra es Vigo- que aún no cuentan con un espacio adecuado para que este tipo de vehículos se instalen adecuadamente.

«Grazas ó labor que ven facendo dende hai varios anos a Asociación Galega de Autocaravanas cos concellos, Galicia é a comunidade de España que máis áreas ten: 105. Pero incomprensiblemente, non sei por qué, dúas cidades importantes e con recursos turísticos moi destacados que permitirían estancias de varios días a estes viaxeiros, se resisten e non teñen un espazo axeitado», lamentaba Jul Villamor.

Sindo López, tesorero de la Asociación Galega de Autocaravanas, asegura que la instalación necesaria no sería muy costosa. «Rondaría pouco máis dos tres mil euros», asegura. Una inversión que según explican sería fácilmente rentabilizada «porque consumimos ó día de media cen euros; é raro que non fagamos unha comida ó día de restaurante, pero ademais imos ós supermercados, ou repoñemos combustibles».

Mejor cuanto más céntrica

Lo que los caravanistas necesitan es, fundamentalmente un lugar para eliminar las aguas residuales, evacuándolas a la red municipal, y también acceso a agua limpia para reabastecerse. Sobre la falta de receptividad del Concello Ourensano desde el club Yakart aseguran que la negativa a permitir la instalación a orillas del Miño -como figuraba en un proyecto estudiado por el anterior gobierno municipal- aludiendo a la complicación de los permisos de la Confederación Hidrográfica por ser zona inundable, no tendría que haber supuesto la paralización total de la idea. «Non fai falta ter unha zona de cen mil metros; con ter unha área para dez ou quince prazas, sería dabondo, e estou seguro de que en Ourense e nos arredores haberá un montón de sitios onde se poida habilitar», señala Antonio Jul.

Los aficionados recuerdan también que si el área está céntrica o bien comunicada con el núcleo urbano, la ciudad puede beneficiarse muy directamente de la instalación por el consumo que generan estos turistas motorizados. «Onte mesmo estivemos na posta en servizo dunha en Vilamartín, de iniciativa privada pero que vai a ser gratuíta, no complexo Paladium, e mañá estaremos na do Mundil, que é por certo un exemplo do que ten que ser e das mellores de España», dijo Jul.

Aunque en Ourense existen zonas en las que suelen verse aparcados estos vehículos «non poden publicarse nas guías europeas porque non son áreas onde poidan facer esa reposición de augas; os viaxeiros de Europa non van a un párking, van a esas localizacións e si non hai ningunha en Ourense non paran aquí e marchan a outras cidades», matiza Sindo López.

Con motivo de la presencia de esta ruta, Ourense en Común volvía a recordar su moción del pleno de abril, aprobada pese a los votos en contra del PP, y urgía al gobierno municipal a realizar el estudio de posibles ubicaciones que comprometía el acuerdo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Los caravanistas esgrimen su gasto diario para pedir un área en la ciudad