La logopedia no es un lujo


La logopedia es una disciplina sanitaria que detecta, previene e interviene trastornos de lenguaje, voz, habla y deglución en todas las etapas de la vida desde neonatos hasta la tercera edad.

En Galicia la titulación nace en la Universidad de A Coruña en 1996 , con la primera promoción de diplomados. Es, por tanto, una disciplina muy joven pero hemos conseguido grande logros como la formación del colegio Profesional de Logopedas de Galicia, las investigaciones de los distintos campos, el conocimiento de la población de nuestras competencias, la demanda y oferta en la Administraciones de política social, sanitaria... pero también es cierto que tenemos grandes amenazas: nos falta tener presencia en geriátricos, en escuelas infantiles y centros escolares - como profesionales sanitarios, no docentes-, en los comedores y en los hospitales. No hay logopedas en los centros de salud, que es el recurso más próximo al ciudadano.

Lo que realmente nos hace independientes es el lenguaje y la comunicación, que nos hacen poder tener acceso a la inteligencia y a estructuras cognitivas superiores? pensar y interactuar con el entorno. Los trastornos que intervenimos son  los relacionados con lenguaje, voz, deglución y habla: trastornos neurodegenerativos, trastornos sobrevenidos(traumatismos craneoenfefálico, ictus...), disfemias, trastornos especifico del lenguaje, trastornos de espectro autista, síndromes y enfermedades raras, disfagias((atrangantamientos) en neonatos, acvs, laringectomizados, demencias, parálisis cerebral, retraso en el lenguaje, Síndrome de Down, sorderas infantiles y, en el adulto,  déficit de atención e hiperactividad, dislexias, nódulos vocales o disfonía

Existe una confusión en torno al término «logopedas escolares». Debemos aclarar a los padres que los profesionales que están en sus centros son profesores de Audición y Lenguaje, profesionales muy necesario, pero que no son logopedas. Sería un ejemplo comparable a los profesores de Educación Física: en los centros escolares hay profesores de esta materia pero no fisioterapeutas. Los fisios, como los logopedas, de momento no estamos en los centros escolares.

En atención a los padres diremos que flaco favor hace la frase de «Ya hablará». Cuando un niño a los dos o tres años no camina corremos al especialista, no es lo «normal». Cuando los padres crean que el desarrollo del lenguaje es más lento deben acudir a un logopeda. Los tres primeros años son fundamentales para la adquisición del lenguaje. Más tarde es, en realidad, demasiado tarde.

Destacamos también la formación que se está llevando a cabo por toda Galicia sobre el papel  que tiene el logopeda en los informe periciales y como mediador, algo que sin duda va fortaleciendo el colectivo y ayuda enormemente a la Administración de Justicia y a la población en general. Sin olvidar nuestro papel en la ley de la dependencia y la valoración de discapacidad, que está más que demostrado y entendido, formando parte de equipos con otros profesionales.

Ourense en una población muy envejecida y no hay demanda ni oferta de logopedas en ningún recurso sociosanitario, incluyendo residencias de mayores, centros hospitalarios... Los logopedas existentes están en centro privados y gabinetes. La logopedia no es un lujo. O no debería serlo. El derecho a la salud está recogido en la Constitución Española.

Autor Ana Vázquez Presidenta del Colegio de Logopedas

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La logopedia no es un lujo