La analogía de la comisión de fiestas


La vida es una fiesta. ¿O es como una fiesta? Supongo que depende de cuándo. Y de quién. Miren por ejemplo a los vecinos que forman parte de las comisiones de fiestas. Un puñado de personas que dinero no recaudarán (o sí) pero van sobrados de moral. Pasan el trago de llamar a las puertas y de montar un programa que sea para todos los públicos. Si al final resulta un éxito es probable que nadie repare en ellos. Si algo sale mal se acordarán hasta de sus madres. Así somos.

En Ourense, en el barrio de A Ponte llevan años amagando con no organizar las fiestas por la falta de apoyo, apuntan, de comerciantes y vecinos. No nos engañemos. Es un marrón entregarse a las orquestas, los partidillos, los caballitos y los fuegos artificiales. Todavía más si ves que tus vecinos, que después no perdonan un baile, pasan de todo. Pero también es cierto que tampoco se puede pretender que sea la administración municipal la que nos saque a la pista. La situación no es exclusiva del barrio pontino. Ahí está Xinzo. Esta semana estaba convocada una reunión para organizar las fiestas de Santa Mariña. ¿No es para ponerle una calle al único vecino que acudió?

Pero vuelvo al principio. La vida es como una fiesta. Ahí tenemos a todos los que nunca se mojan por nada pero son los primeros en apuntarse a lo que toque y también los primeros en criticarlo si no sale a su gusto. Me entenderá si tiene a ese amigo que nunca ha organizado una cena pero cada vez que usted elige restaurante o un menú lo pone a caldo porque es muy lejos, o es muy caro, o había poco vino.

En el fondo ese es un poco el problema que tenemos en Ourense. Hay tantas cosas que podrían funcionar mejor. Y aunque hay gente remangada también faltan manos. Las comisiones de fiestas, ahí están, aunque parezcan un ejemplo frívolo. Pero es tan cómodo seguir en el sofá mientras otros se encargan. Y luego que no me digan que no participo. Claro que lo hago. Y mucho. Aquí sentado, en mi bar o en mi plaza, con mi Facebook o con mi Twitter, poniendo a todo el mundo a parir.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

La analogía de la comisión de fiestas