Elvira Lindo cree que la mayoría de guionistas reciben un trato injusto

La escritora recogió en el OUFF el premio de la Irmandade do Libro


ourense / la voz

Elvira Lindo se define como contadora de historias y cronista. El mundo del cine ha contado con ella para expresar en imágenes algunas de las historias por ella creadas como Manolito Gafotas y también como guionista. Ayer, la escritora recibía el premio de la Irmandade do Libro dentro del Festival Internacional de Cine de Ourense y en el Teatro Principal se proyectó Una palabra tuya, que escribió en Nueva York -ciudad que dejó recientemente tras once años de residencia- basándose en una noche que pasó con las barrenderas de Madrid. «Soy una escritora realista. Me inspira lo que veo. Escribir en los periódicos me sirve para estar al día, mis dos oficios se retroalimentan», manifiesta la autora, quien se define como una persona curiosa y que elige historias sobre seres humanos, no divagaciones intelectuales.

En el Auditorio recibió un galardón que la conecta de nuevo con el cine. Ha escrito siete guiones por lo que siente que pertenece al mundo cinematográfico. Al escribir para este medio, Lindo explica que prefiere trabajar sobre un guion original que sobre uno adaptado. Algunas versiones cinematográficas le han gustado en pantalla. Mencionó La primera noche de mi vida, El cielo abierto o La vida inesperada o de Una palabra tuya. Con todo, el guion es solo una parte, cambiante, de «un trabajo colectivo».

Elvira Lindo dice sentirse valorada como guionista, pero a la vez reconoce que falta reconocimiento para estos profesionales que «en general, son injustamente tratados», dijo.

El éxito de Manolito Gafotas le permitió dedicarse a escribir. Aunque ya hace dos años que escribió el último libro de esta serie no quiere hablar en pasado de él porque sigue vivo a través de ediciones en otros países y el público joven. Este mes presenta su nuevo libro, Noches sin dormir, un diario de su último invierno en Nueva York con fotografías propias.

«La novia» y «Bambanti» entran de lleno en la sección oficial

El Auditorio vive hoy la segunda jornada de proyecciones de las películas que compiten en la sección oficial. Se visionará de nuevo La vida después (20.00 horas). Habrá otra oportunidad para ver a las 17.30 horas El comienzo del tiempo (México, 2014), que cuenta la historia de dos nonagenarios a los que se les retira la pensión por la crisis económica y tienen que subsistir hasta que inesperadamente aparecen un hijo y un nieto. La programación continúa a las ocho de la tarde, con la primera proyección de La novia (España, 2014). Para la última sesión de las 22.30 horas quedan Bambati y La decisión de Julia. En el Teatro Principal se podrán ver Torre de Breoghán y Ourense ICC Week, dentro de las sesiones especiales.

Presentación del proyecto Espazo Carlos Velo para el 2016

El festival de cine de Ourense recuerda cada año al pionero documentalista natural de Cartelle Carlos Velo, con el premio al mejor director de todos los que concursan en cada edición. Pero para el próximo año, el certamen ourensano quiere ampliar el protagonismo de este autor dedicándole un espacio propio, denominado Espazocarlosvelo y que estará en marcha en el 2016.

Hoy será la presentación del proyecto, a la que acudirán el alcalde de Ourense, Jesús Vázquez, el secretario xeral de Cultura, Anxo Lorenzo y la alcaldesa de Cartelle, Carmen Leyte. Será a las 11.00 en la sala Valente. A la misma hora, en el Auditorio, se entregarán los premios OUFF Escola 2015. Hoy el actor gallego Rubén Riós presentará los tráiler de sus proyectos audiovisuales Vida e Máis ca vida.

Cine búlgaro sobre amor y un milagro, en la competición

La película búlgara The Sinking of Sozopol, firmada por Kostadin Bonev, es otra de las que compiten en la sección oficial del OUFF. Bonev explicó ayer que se trata de una obra que cuenta la historia de dos adolescentes y su madre enferma. La autora de la historia Ina Valchanova adaptó su novela para el guion la película. Bonev dijo que en Bulgaria es difícil hacer cine y que se ruedan ocho filmes al año. Se proyectará hoy de nuevo en el Auditorio.

«La decisión de Julia», reflexión sobre la muerte asistida

El director ourensano Norberto López Amado presentó ayer La decisión de Julia, una obra que, explicó, surgió de experiencias propias de enfrentarse a la muerte de seres queridos. La actriz Marta Belaustegui le acompañó y reconocieron que el rodaje fue muy emotivo. La protagonista del filme invitó a cuidar el festival de cine ourensano como «espacio de libertad muy especial». La película se vio ayer y se proyectará de nuevo el día 18.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Elvira Lindo cree que la mayoría de guionistas reciben un trato injusto