Queda en libertad después de tres días custodiado en el CHUO por la Guardia Civil

Las fuerzas de seguridad atribuyen diferentes delitos al detenido por un robo y un atraco frustrado a patadas en O Carballiño


Ourense

En una cama del Complexo Hospitalario Universitario de Ourense (CHUO) recuperó técnicamente la libertad José Luis F. V., el hombre de 46 años que el pasado viernes detuvo la Guardia Civil en O Carballiño como presunto autor de dos intentos de robo. Uno de ellos lo frustró a patadas la camarera del bar donde se presentó armado con un cuchillo. A la espera del trámite de pasar a disposición judicial, algo que no fue posible el sábado dado el mal estado físico en el que se encontraba el detenido, José Luis ha permanecido en dependencias del CHUO bajo custodia de la Guardia Civil. Se trata de una persona a quien las fuerzas de seguridad atribuyen un buen número de delitos violentos cometidos durante las últimas semanas, incluido un episodio de fuga en la capital, en el que incluso se perdió algún disparo y una agente de policía resultó lesionada. En modo alguno querían los guardias que pudiese escapar. Ayer, sin embargo, recuperó la libertad. Prestó declaración, no en O Carballiño sino ante el juez de guardia de Ourense, que atendió un exhorto del juzgado de Instrucción 2 de O Carballiño. El auto de libertad lo recibió en el propio hospital, con el consiguiente efecto de que abandonaron las dependencias sanitarias los agentes que lo custodiaban por razones de seguridad a la espera de una decisión judicial que se aleja de las previsiones que manejaban.

Natural de Padrenda, José Luis F. V. ha mantenido en los últimos meses varios encontronazos con las fuerzas de seguridad. Se le vincula con el atraco a una farmacia en Barbantes Estación en el mes de abril y con otra acción violenta en el centro comercial Carrefour. Aparte de las sustracciones de varios vehículos también la Guardia Civil lo relaciona con un robo con agresión en la villa de Celanova por el sistema del tirón. Igualmente lo consideran autor de la apropiación de efectos en un coche estacionado en la zona costera de Cambados, incluyendo unos pagarés bancarios que supuestamente intentó cobrar en una oficina bancaria de Ourense, aunque desistió al percatarse de que sospechaban los empleados, por lo que era muy previsible que la policía acudieran a su encuentro.

Policía atropellada

A esta misma persona, que según fuentes policiales actúa en ocasiones con otras dos personas, se le concede un papel protagonista en una fuga en coche que se produjo en la capital el pasado mes, en la que una agente resultó lesionada al ser alcanzada por uno de los vehículos del operativo.

Tras el atraco frustrado el jueves a última hora de la noche en un bar de O Carballiño y la sustracción de la caja registradora de otro local, que arrojó por una ventana sin llegar a apropiarse luego de su contenido, en medios policiales existía la convicción de que esta vez quedaría retirado de circulación, pero no ha sido así.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ourense

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Queda en libertad después de tres días custodiado en el CHUO por la Guardia Civil