Cuatro heridos graves tras ser atacados por su propio perro en el concello de O Bolo

El animal escapó tras el ataque y los efectivos movilizados trataron durante horas de atraparle usando un dardo tranquilizante

El mastín que hirió a cuatro personas en O Bolo
El mastín que hirió a cuatro personas en O Bolo

ourense

Pudo ser una auténtica tragedia. Un perro raza mastín atacó este domingo a cuatro personas en la parroquia de Valdanta, en el concello ourensano de O Bolo, hiriéndolos de gravedad, aunque no se temió por sus vidas. Una de ellas, la más grave, tuvo que se trasladada por personal sanitario en un helicóptero medicalizado hasta el hospital de Ourense ya que se temía que las mordeduras que sufrió en un costado pudieran ser más serias de lo que en un principio se pensaba. Las otros tres, que presentaban múltiples mordiscos por todo el cuerpo, sobre todo en sus extremidades, fueron trasladadas al hospital comarcal de Valdeorras, en O Barco, después de ser atendidos en el mismo lugar del suceso por el médico de guardia de la localidad.

Los hechos sucedieron alrededor de la dos de la tarde. El perro mastín (que no está considerado de raza peligrosa), propiedad de los padres de dos de las mujeres que fueron atacadas, reaccionó cuando estas fueron a amarrar a una perra en celo que habían traído hacía unos días desde Vigo, donde residen. Fue entonces cuando el can se abalanzó sobre ellas en presencia del novio de una y de una vecina, que intentaron separar al animal, siendo todos mordidos, quedando dos de las mujeres tiradas sobre el suelo llenas de sangre, en un prado. Y huyendo del lugar los otros dos.

Operativo para su captura

Tras el suceso, y después de haber estabilizado y trasladado a los heridos, se puso en marcha un importante operativo de búsqueda del animal que salió huyendo a un bosque cercano, junto a la perra, para evitar que pudiera atacar a más personas. El lugar en donde tuvo lugar el suceso está metido en medio de un frondoso bosque y fue necesario movilizar a efectivos de la Guardia Civil, Protección Civil de O Bolo, GES de Valdeorras y agentes del Seprona para capturarlo, ya que tras el suceso se seguía mostrando muy agresivo. Aunque en un primer momento intentaron atraparlo con la ayuda de un lazo, finalmente se decantaron por usar un dardo tranquilizante para evitar que atacase a más personas

Al parecer, esta no era la primera vez que el perro se mostraba agresivo, llegando, según comentó en el lugar uno de sus dueños a morderle esta misma semana, aunque no le dio importancia, creyendo que se trataba de un hecho puntual por la presencia de la perra en celo en la casa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
15 votos
Tags
Comentarios

Cuatro heridos graves tras ser atacados por su propio perro en el concello de O Bolo